MINUBE
Seguir en la app
Abrir
¿Dónde quieres ir?
¿Te gusta O Vicedo?
Compártelo con el mundo
Entrar con Google +

Qué ver en O Vicedo

39 colaboradores

17 cosas que hacer en O Vicedo

Playas en O Vicedo
Playa de Area Longa
(4)
Esta playa se encuentra al final del pueblo, saliendo en dirección O Barqueiro y Ferrol, en el lado opuesto a las playas de Caolín y Vidreiro. Desde Vicedo se puede llegar andando ya que está en un entorno urbano; la playa no tiene aparcamiento propio. Es la playa más grande del pueblo, con 1,3 Km de longitud y 30 m de anchura. Tiene arena fina, y poco oleaje, al estar en plena ría de O Vicedo, justamente en la desembocadura del río Sor. Como en las otras playas de la localidad, sorprende lo cuidada y limpia que está (Bandera Azul). El acceso está perfectamente acondicionado y tiene una pequeña zona de merendero y un paseo que la une con la desembocadura del Sor y sus emblemáticos puentes. No hay chiringuitos, pero se puede llegar andando a los bares del pueblo, a unos 500 metros.
Playas en O Vicedo
Playa del Caolín
(4)
Esta pequeña playa de la ría de O Vicedo está un poco escondida; se encuentra a continuación de la Playa de Vidreiro. Desde el puerto pesquero de O Vicedo, hay que tomar (durante aproximadamente 1 Km) una estrecha carretera cuesta arriba. Veremos algunos huertos y casas aisladas a nuestro alrededor, y allí donde la carretera deja de estar asfaltada, aparcar donde podamos arrimándonos a la cuneta, pues no hay parking. Veremos un sendero (aunque un poco más alante también hay escaleras), totalmente acondicionado y pavimentado entre el bosque, que deberemos seguir para acceder a la playa. Cuidado, porque el caminito está bastante empinado y el suelo resbala cosa mala, especialmente al bajar. Esta playa es chiquita (unos 180m de largo y 6m de ancho), con poco oleaje, y no tiene ningún tipo de servicios, salvo el de limpieza periódica y un par de duchas. Una vez en la playa veremos que sobre la ladera hay un viejo edificio de piedra, ya abandonado: Era una fábrica de porcelana. De ahí proviene el nombre de esta playa, ya que la arena es extremadamente blanca y fina, y se pega al cuerpo, debido a que proviene del lavado de caolín utilizado por esta fábrica. Estaba desierta, y el contraste entre la blancura de la arena y las aguas cristalinas de color entre verdoso y azulado me pareció una maravilla. Dicen que su grado de ocupación suele ser de medio a alto, y que está permitido (aunque no reglado) el naturismo.
Playas en O Vicedo
Playa de Vidreiro
(4)
Esta playa se encuentra en la ría de O Vicedo, entre las playas de Fomento y Caolín, separada del puerto pesquero por un dique de piedra. No hay aparcamiento, así que lo mejor es aparcar en el puerto; el acceso se realiza a través de un sendero totalmente acondicionado aunque bastante resbaladizo. Tiene un problema: Parte del último tramo son escaleras, que quedan cubiertas por el agua cuando está la marea alta. Es una playa urbana pero pequeña; el arenal está dividido en dos tramos por una gran roca, que queda cubierta cuando sube la marea, así que cuidado porque os podéis quedar "incomunicados". Tiene escaso oleaje al estar resguardada por el dique, aunque algo ventosa. Sus aguas son muy transparentes y azuladas, y la arena fina y blanca. Tiene forma de concha y en los alrededores hay bosques de pinos y eucaliptos. Es muy tranquila, pero sólo dispone de servicio de limpieza y el distintivo de Bandera Azul (no hay vigilancia ni chiringuitos).
Playas en O Vicedo
Playa de San Román o Areagrande
(2)
Aunque no era época estival, recorrí la mayoría de calas y playas de O Vicedo durante mi escapada a Galicia, y para mi gusto, las dos mejores playas del Concello son la de San Román (o Areagrande) y la de Xilloi. Ambas guardan muchas semejanzas entre sí: Amplias, poco oleaje, resguardadas, arena blanca y fina, aguas frías pero cristalinas, con oleaje moderado y muy limpias. La playa de San Román está un poco más lejos de Vicedo (unos 4 Km), saliendo por la C-642 en dirección a Viveiro; por la carretera hay carteles indicadores. Al llegar, encontramos un amplio aparcamiento, y una serie de pasarelas de madera sobre las dunas, que sirven de zona de paseo, así como para protegerlas y acceder al arenal. Es una playa con forma de concha, resguardada por unos acantilados cubiertos de vegetación en los que habitan numerosas aves, por lo que también encontraremos un observatorio. En verano hay servicio de salvamento y un chiringuito. Tiene un gran arenal, más de 900 metros de largo con una anchura media de 30 metros, que , por lo que contó mi amiga (que veranea allí), suele estar prácticamente desierta aún en pleno Agosto, cosa que me parece inexplicable e inaudita.
Estatuas en O Vicedo
Monumento ó mariñeiro
(2)
Este monumento se encuentra a la entrada del puerto de Vicedo, y simboliza el duro trabajo de los marineros, rindiendo homenaje a los pescadores. Según la placa conmemorativa que hay en el pedestal, fue colocada aquí el 14 de mayo de 1999 y donada por los catedráticos de Bellas Artes de la Universidad de Salamanca, Lorenzo González Sánchez y Jesús Casado Casado. El monumento consiste en una especie de glorieta, en la que hay un pedestal de piedra sobre el que se encuentra una estatua de bronce que representa un marinero.
Playas en O Vicedo
Playa de Xilloi
(4)
Esta playa se encuentra a las afueras de O Vicedo, pasando la iglesia de San Esteban, desde allí se encuentra perfectamente señalizado cómo llegar. Está en la ría de Vicedo, justamente enfrente de Puerto de Bares, por lo que hay unas excelentes vistas de Bares y de la desembocadura de la ría. Todo el área se encuentra perfectamente acondicionada: Hay una parrilla-restaurante, aparcamiento, un área recreativa, aseos públicos y servicio de socorristas en verano. Para acceder a la playa hay que hacerlo a través de pasarelas de madera, para no pisar el ecosistema dunar. Tiene forma de concha y 900 metros de longitud. Las aguas son azuladas y transparentes, con poco oleaje al estar muy resguardada por los acantilados y por un bosque de eucaliptos y pinos. Hay gran cantidad de aves migratorias y gaviotas. La arena es fina y blanca, y cuenta con el distintivo Bandera Azul por la limpieza y calidad de sus aguas. En definitiva, me pareció una playa idílica y muy bien equipada donde pasar un buen día. La playa de Xilloi, junto con la de San Román o Areagrande me parecieron las mejores playas de O Vicedo.
Puertos en O Vicedo
Puerto de Vicedo
(2)
Muchas veces me he sentido tentada de buscar un bastidor, una tela y unas acuarelas cuando encuentro espectáculos como este de playa, montañas y mar, imposibles de describir con palabras. Pintar ese día nublado y frío invitaba a perderse en el horizonte infinito de esa agua convertida en cielo allá a lo lejos. Mirar sus playas de blancas y finas arenas que fueran azotadas por esa tormenta que nos ha deparado este día gris, tan gris y llorón como un tango, el monte cubierto de verde fronda altos y delgados pinares bajando en cascada hasta la orilla y deteniéndose en el acantilado borde. El solitario y blanco farito esperando guiar a puerto algún perdido pesquero, las casas entre los árboles y las cuevas en las rocas. Por momentos la lluvia repiquetea sobre el mar y todo hace pensar que allí arriba entre los pinos, las aves se refugian del viento, las gaviotas como pequeños puntos en el cielo pasan en vuelo rasante por el agua en busca de algunos peces que, distraídos, harán sus delicias y las de sus crías. De pronto un rayo de sol se asoma tibiamente entre las nubes y cambia el color del mar azul grisáceo en verde. El muelle, solitario como pocas veces, espera en la quietud de la tarde que se aleja, el arribo de alguna embarcación de pesca, alguna lancha o el solitario pescador que salió por la mañana con su red a tejer sueños, sueños como los míos de pintar con acuarelas. El lugar es el Muelle del Puerto, la Página es la Oficial del Consejo de O Vicedo, cuyo Punto de Información Turística está en Travesía da Mariña 57.
Iglesias en O Vicedo
Iglesia de San Esteban de O Vicedo
A pesar de que hacía un día de perros, de lluvia y viento, decidimos salir igualmente a hacer turismo, así que subimos al coche y nos encaminamos hacia la playa de Xilloi, pero en cuanto llegamos a la zona más rural del pueblo (un poco alejadas de la Ctra. Nacional), vimos esta iglesia e hicimos la primera parada. Se encuentra justo enfrente del cementerio, y antiguamente se llamaba Iglesia de San Esteban del Val. No pudimos verla por dentro, pues estaba cerrada, pero me hubiera gustado pues leí que tiene varios retablos neoclásicos y pinturas de principios del siglo XIX. La iglesia se encuentra un poco elevada, accediéndose por una rampa, y está rodeada de una zona ajardinada en la que hay un típico cruceiro gallego. La fachada está revestida de cal blanca, y sobre la puerta principal se alza una espadaña de piedra que alberga las campanas. En el lateral hay otra pequeña puerta, sobre la que hay un pequeño campanil. Me llamó la atención el tejado, ya que fue donde ví ésta técnica por primera vez (que luego me fijé y se da en todas las viviendas de la zona): Es puramente artesanal, formado por lajas de pizarra de distintas formas y tamaños, superpuestas unas sobre otras, y teniendo como única sujeción unos pedruscos colocados a cierta distancia unos de otros en todo el perímetro. Es iglesia parroquial, y antiguamente perteneció a los Condes de Fuensaldaña.
Playas en O Vicedo
Playa de Fomento
Esta playa se encuentra en la ría de O Vicedo, separada de la de Vidreiro por el puerto pesquero, en un entorno totalmente urbano. Es una playa muy grande, de más de 700 metros de longitud, con arena blanca y fina, y poco oleaje, pero yo no la recomendaría pues está llena de porquería y rodeada de pequeñas casas viejas y semi abandonadas; también en ella fondean pequeños barcos. Hasta hace unos años no se utilizaba como playa, pues había unos talleres y astilleros, pero cuando se les acabó la concesión municipal fueron abandonados y medio derruidos, dejando el actual panorama. Lo que está previsto ahora es acondicionar la zona y crear un paseo marítimo pero... Llegó la crisis! Y quién sabe lo que tardará en llevarse a cabo la obra.
Zonas Recreativas en O Vicedo
Area recreativa de Xilloi
A las afueras del pueblo de O Vicedo, justamente entre el ecosistema dunar y la playa de Xilloi se encuentra este área recreativa, totalmente equipada para pasar un buen día en la naturaleza. Es una zona muy amplia, con mucho césped y algunos árboles, en la que hay una zona de picnic o merendero, con varias mesas con bancos de piedra y algunas barbacoas. Justamente enfrente hay un bar parrilla en el que se pueden comprar las bebidas. También hay una caseta con aseos y duchas, y un amplio aparcamiento. Es una pena que estuviera lloviendo a todo llover, pero supongo que si el tiempo acompaña haya bastante afluencia de gente.
Reservas Naturales en O Vicedo
Dunas de Xilloi
(1)
Este ecosistema dunar se encuentra junto al área recreativa de la playa de Xilloi, en la ría de O Vicedo. Es uno de los principales atractivos del amplio arenal de la playa, por el que discurre un pequeño riachuelo. Además de los matorrales y otra vegetación típica de las dunas, en esta zona habitan gran cantidad de gaviotas y aves acuáticas. Lamentablemente la acción humana la está poniendo en peligro, debido a la gran concurrencia de turistas y veraneantes.
Reservas Naturales en O Vicedo
Dunas de San Román o Areagrande
(3)
Al igual que en otras playas en las que estuve por la zona, la Playa de San Román (o Área Grande) está precedida por un ecosistema dunar, pero en este caso está calificado como el mejor conservado de A Mariña. Es muy extenso, con casi 42.000 m2, en el que habitan especies vegetales de distintas clases, dependiendo de las zonas: Cardo marino, azucena de mar, helechos, musgos... E incluso en las zonas más alejadas del mar y en las proximidades de los acantilados, pequeños arbustos. Están protegidas del impacto humano por medio de pasarelas de madera, por donde estuvimos dando un paseo, aunque encontramos una zona en que estaba totalmente rota. Al final de la playa se encuentra la desembocadura de dos riachuelos (Rendo y Vilar), donde la vegetación se hace más intensa con sauces y juncos.
Pueblos en O Vicedo
Vicedo rural
En mi escapada a Galicia me alojé en el apartamento de una amiga, en O Vicedo. Es un pequeño pueblo que desde hace unos años, con el "boom inmobiliario" ha crecido bastante (sin masificarse), en el que se han construido varios edificios de apartamentos (zona en la que estábamos, frente a la Playa de Fomento). Pero me sorprendió mucho, que una vez te alejabas de esta zona, al acercarnos a la Iglesia de San Esteban, te encontrabas con la Galicia más profunda. Aunque seguía siendo casco urbano, las construcciones eran totalmente diferentes, pasaban de ser edificios nuevos de 4 o 5 alturas a las típicas casitas bajas de dos plantas con fachadas de piedra y cubiertas de pizarra. Igualmente, el paisaje cambió de mar y playa a verdes montañas. Y todo ésto dentro del mismo pueblo! Me pareció sorprendente.
Pueblos en O Vicedo
Paseando por Vicedo (O Vicedo)
(4)
Pasear por Vicedo, recorrer sus calles, descubrir sus clásicas vidrieras gallegas en las casas, el ancla entre grandes árboles y rodeada de hortensias rosadas en medio de un jardín indicando el origen marinero de su dueño y de la zona. La impecable prolijidad de sus calles y aceras, su populoso puerto con innumerables embarcaciones de todo tipo esperando que alguien destape sus cubiertas y los pequeños botes con sus cañas listos para adentrarse en el agua en búsqueda de peces, sueños y rayos de sol haciendo brillar las crestas de las olas. Algunos coches llegan al puerto bien temprano para iniciar la jornada y descubrimos allí el “Monumento al Marinero” donado en mayo de 1999 por los catedráticos de la Universidad de Salamanca y me acordé del dicho “Lo que natura non da Salamanca non presta” y aquí han sabido utilizar muy bien su cerebro para aprovechar lo que la naturaleza generosamente les brinda. Sus desiertas playas en un horario en que el frío y el nublado del día hace que sólo los más osados asomemos nuestra curiosidad por ellas y descubramos las cuevas en las rocas mineralizadas de Vidreiro, las ruinas de una construcción con su ventana mirando al agua y una antigua chimenea cubierta de hiedra rojiza en la Playa de Fomento, San Román dejando ver los restos de la tormenta que azotara sus playas, el agua ya en calma de Arealongo besando mansamente la arena, las gaviotas en la de Xilloy o Playa Grande y el antiquísimo Cementerio de San Román con su pequeña Iglesia San Román del Valle. Todo transcurre tranquila y atentamente, los vendedores en las tiendas, la gente por las calles y el Cantábrico como azul marco hacen del lugar un sitio para recomendar y quedarse a disfrutarlo. Los datos son de la Página Oficial del Consejo de O Vicedo, cuyo Punto de Información Turística está en Travesía da Mariña 57.
Puentes en O Vicedo
Puente del Barquero
Se encuentra entre el puente que lleva el tren y el puente para coches, el puente peatonal de O Barqueiro. Siguiendo la ruta por el bosque, llegamos a este punte "con historia" que une A coruña con Lugo separados geográficamente por el río Sor. El puente tiene unos 125 años de antigüedad desde que se construyo teniendo en cuenta reformas que ha ido sufriendo. Recomendación: se puede acceder en coche hasta el puente en coche, pero es mucho mejor dejar el coche en O Barqueiro y hacer la ruta que comienza desde la estación de tren.
Miradores en O Vicedo
Punta Socastro - Fuciño do Porco
(1)
Un paisaje espectacular no apto para quien sufre de vértigos. Hay un parking muy cerca pero se puede ir andando desde Viveiro y disfrutar pasando por la playa de Abrela.
Miradores en O Vicedo
Punta Socastro - Fuciño do Porco
Situado en O Vicedo (Galicia) para los amantes de las rutas y running, camino que te lleva por los acantilados y que acaba en un faro.