MINUBE
Seguir en la app
Abrir
¿Dónde quieres ir?
¿Te gusta Candelario?
Compártelo con el mundo
Entrar con Google +

Qué ver en Candelario

14 colaboradores

5 cosas que hacer en Candelario

Pueblos en Candelario
Candelario
(44)
Este cuidado y precioso pueblo lo encontramos al sur de la provincia de Salamanca; declarado en 1975 como Conjunto Histórico Artístico, ofrece a los visitantes un lugar donde pasar sus horas rodeados de un paisaje increíblemente cuidado, digno de visitar. Para visitarlo podemos dejar el coche aparcado en las inmediaciones del pueblo, en el aparcamiento público y gratuito debidamente señalizado. Las calles de Candelario son empinadas, repletas de fuentes, son calles empedradas que nos conducen esquina tras esquina por estrechas callejuelas, encorsetadas por casas de no más de 3 pisos, con techos y puertas de madera. Algo curioso que se observa en las viviendas son unas medias puertas externas, colocadas enfrente de la entrada a la casa, que reciben el nombre de batipuertas, hay quien dice que son para que en Invierno la nieve no entre en las casas; pero conociendo la tradición chacinera del pueblo, la teoría que coge más fuerza es la que dice que las batipuertas servían para trabajar con la luz del día y a la vez evitar que entraran los animales atraídos por los olores del embutido. En la llamada cuesta romana, encontramos el Ayuntamiento y la Iglesia del pueblo. Cuando llegamos justo estaban cerrándola y no pudimos visitarla, pero una mujer muy amable, de 93 años nos estuvo contando que ella, junto a otras mujeres del pueblo, cuidaban y enseñaban la iglesia a todo aquel que tuviera interés de conocerla, y que a cambio no querían ninguna retribución económica, sino que se daban por pagadas con el honor de cuidarla y retransmitir sus conocimientos y su amor por la Iglesia. Una verdadera lástima el haber llegado tarde, pero la charla que tuvimos con ella nos dejó un bonito y entrañable recuerdo de la visita a este precioso pueblo de montaña.
Sitios insólitos en Candelario
El Pico Calvitero y su nevero casi perpetuo
(2)
El Pico Calvitero con su vértice El Canchal de La Ceja de 2430 metros es la cima más alta de la Sierra de Béjar situada en el Macizo Oriental de Gredos culmina su techo sobre una expléndida panorámica bajo la cual y tras un fuerte desnivel se encuentran las Lagunas Glaciares del Trampal, ya en la Provincia De Ávila. Lo subí tranquilamente por su camino más sencillo un mes de Noviembre del año 2001 desde la carretera que desde el precioso pueblo de Candelario sube hasta la Plataforma en donde termina.La persona con la que fui hasta allí me decía que en su Cumbre había un nevero que solía perdurar casi siempre y prácticamente no se fundía ningún año,algo que pude comprobar por mí mismo,ya al acercarnos a la cima se divisaba una franja blanca de nieve ¿quizás esa mancha de nieve alargada y horizontal añade el nombre de Ceja al Pico del Canchal? sinceramente no lo se,lo cierto es que al llegar pude comprobar que estaba completamente helada,situada en la cara norte y en un emplazamiento en el que no le daba el sol apenas durante todo el día,eso daba a entender el por qué aquí a 2430 metros y en una región fría de por sí de clima continental-mediterráneo,todavía se mantuviera éste nevero justo dos días antes de que se produjera la primera nevada importante del año,por cierto que poco después se inauguró en sus cercanías la estación de esquí de La Covatilla que suele ser la que más espesores de nieve registra de todas las de la Cordillera Central,eso habla también de la dureza del clima en Invierno por éstas latitudes.En la página web. www.candelario.es encontrareís una amplia información actualizada de esta zona pues como cito anteriormente subí a esta cima en Noviembre del año 2001 y desde entonces ha llovido (o nevado) mucho y desconozco si éste lugar singular aún conserva su nevero casi permanente tal como hace unos años .
Senderismo en Candelario
(5)
Senderismo en Candelario
El Calvitero
El calvitero posee los puntos más altos no sólo de la provincia de Salamanca, sino también de Cáceres. Es un lugar perfecto para hacer rutas sencillas que no requieren una gran preparación física pero que te acercan a la naturaleza y te ayudan a conocer lo que es el montañismo. Yo siempre he subido a esta zona desde la plataforma que hay pasando el pueblo de Candelario (que por cierto es precioso y recomiendo visitarlo porque merece la pena). Desde aquí se pueden hacer diferentes rutas, a mi personalmente la que más me gusta es la que llega hasta el pico del calvitero, pero es más algo sentimental, ya uqe cada año la hacemos por lo menos una vez y cada año nos perdemos, algo inexplicable. De todos modos, como decía, desde la plataforma de Candelario se puede ir también al Canchal de la Ceja, que tiene 2.430 metros y se le considera el techo de Salamanca, o a El Torreón, que tiene 2.401 metros y es el techo de Cáceres. Por cierto, no he dicho que el pico del Calviterio tiene 2.405 metros. Dependiendo de la época en la que hagas la ascensión te puedes encontrar mayor o menos dificultad. En verano, por ejemplo, es muy sencilla la ascensión y el único inconveniente que puedes encontrar es que hace mucho calor, pero en invierno la cosa está un poquito más complicada debido a la nieve y es aconsejable llevar crampones porque hay zonas que pueden estar heladas. Una de las ascensiones que más me gustó de todas las que he realizado fue en invierno, concretamente en el 2.005 (que bien viene en ocasiones poner la fecha en la cámara de fotos). Ese año cayó una nevada impresionante y parecía que estábamos en el polo norte. Durante la subida se nos congeló toda la ropa e incluso el pelo y cuando íbamos a bajar se puso una niebla impresionante que hizo que nos perdiéramos completamente. Al final acabamos casi en la Covatilla, pero por arte de magia, media hora antes de que anocheciera se quitó la niebla y conseguimos llegar hasta donde habíamos aparcado el coche. Sin duda fue toda una aventura, eso sí, íbamos equipados.
Senderismo en Candelario
El Torreón
(1)
Un año más nos juntamos un grupo de amigos para realizar una travesía por el lugar más mítico (por lo menos para nosotros) de las montañas de Salamanca, el Calvitero. En esta zona se pueden hacer varias rutas, todas ellas de un grado de dificultad medio bajo, así que son aptas para todo el mundo. Además, no es necesario ir excesivamente equipado, tan sólo es necesario llevar crampones y un piolet si vamos en invierno y está nevado, el resto del año basta con llevar un buen calzado, agua y algo de comida. La ruta más sencilla es la que llega hasta el calvitero, ya la he descrito en otro rincón así que no me entretengo en describirla. Pero una vez que se llega al Calvitero se puede continuar la ruta hasta el Chantal de la Ceja o hasta el Torreón. Son cimas que están muy cerquita del Calvitero y que miden 2.430 y 2.401 metros respectivamente, así que no hay una gran pendiente desde el Calvitero, que mide 2.405 metros. El camino desde el Calvitero hasta el Torreón es algo más fácil que hasta el Chantal de la Ceja porque hay menos distancia. Se trata de un sendero muy sencillo y bastante bien indicado que no posee una gran vegetación pero ofrece unas vistas impresionantes de Salamanca e incluso de Cáceres, ya que la zona se encuentra en el límite de las dos provincias. Os recomiendo realizar esta ruta en primavera o en otoño, ya que como he mencionado anteriormente en invierno se puede complicar algo por la nieve y en verano hace demasiado calor y cuesta muchísimo más hacerlo.