MINUBE
Seguir en la app
Abrir
¿Dónde quieres ir?
¿Te gusta Oña?
Compártelo con el mundo
Entrar con Google +

Qué ver en Oña

37 colaboradores

13 cosas que hacer en Oña

Pueblos en Oña
Oña
(5)
Enclavada en la zona noreste de la provincia de Burgos, y a caballo entre las comarcas de Las Merindades y La Bureba, se encuentra esta espectacular villa medieval. Callejear por Oña es trasladarnos muchos siglos atrás, porque el pueblo no ha perdido su carácter medieval. No nos podemos quedar sin sentir la impresión de subir por sus callejuelas hasta la maravillosa Plaza Principal, donde nos toparemos con una impresionante Abadía del Salvador, con su claustro, construido a principios del siglo XVI (solo se permiten visitas guiadas). Pero Oña no sólo ofrece su aspecto medieval, sino unos alrededores maravillosos para los amantes del senderismo. A 12 kilómetros del pueblo se halla el Desfiladero de la Horadada, con bosques de pinos y encinas. Otro recorrido nos llevaria a la cima de Mesa de Oña, desde donde se obtienen interesantes vistas de la Bureba (recorrido de unas 6 horas de dificultad media-alta). Tampoco debéis dejar de visitar el pequeño pueblito de Poza de la Sal, con callecitas estrechas y empinadas, que concluyen en su castillo del siglo XIV.
Monumentos Históricos en Oña
Monasterio de San Salvador
(7)
Diez siglos después de que Oña fuera reducto celta, nació una niña llamada Tigridia. Su padre, el poderoso Don Sancho García, Conde de Castilla, decidió inmediatamente su destino: La pequeña sería monja, así que realizó grandes donaciones para la fundación del Monasterio de Oña, el que entregó como dote a su hija dulcísima. La infanta convirtióse entonces en la primera abadesa del Monasterio Benedictino de San Salvador y luego en santa Tigridia, como reza su epitafio en un altar de la iglesia. Así comienza la larga historia de uno de los focos más intensos de la cultura y la vida monástica del medioevo europeo, parada obligada en el Camino de Santiago, lugar de encuentro de ilustres personajes y panteón de condes de Castilla y reyes de León y de Navarra, uno de los cuales, Sancho Mayor, fue padre de Fernando, primer rey de Castilla. Oña, a los pies de la sierra homónima y a orillas del río Oca, dejó de ser humilde aldea y se convirtió en floreciente villa arracimada a su alrededor. El pueblo es un entramando de animadas callejuelas con delicioso sabor medieval para perderse durante horas, aunque parece pequeño ante la majestuosidad del conjunto monumental. Muy transformado a través del tiempo, el Monasterio de San Salvador tiene orígenes de fortaleza con detalles románicos, increíbles muestras góticas y una impresionante fachada barroca. Actualmente es un centro asistencial de acceso restringido, aunque la iglesia puede visitarse con un guía, previa cita en la Oficina de Turismo. El templo es una verdadera joya artística e histórica de Castilla y León. Todo en él asombra, los retablos policromados y los bellísimos frescos, la Capilla Mayor rodeada por una magnífica sillería coral, el panteón real con sus grandes sarcófagos, la sacristía herreriana y el excepcional claustro gótico. La experiencia es para no perdérsela: La iglesia de San Salvador es un gran museo, impactante por sus joyas y sus reliquias, pero más que nada porque cuenta buena parte de cómo se forjó la historia de España.
Senderismo en Oña
Ruta hacia el Pico Cuchillos (PR.BU-5)
Esta fantástica ruta sale a la izquierda de la carretera de Oña justo en la localidad de Barcina de los Montes y está marcada con tablillas (PR.BU-5). El itinerario, que forma parte del más extenso sendero “Raíces de Castilla” (43 kilómetros) y enlaza Oña, Frías y Poza de la Sal, en este tramo puede hacerse a pie o en todoterreno. Yo lo hice con amigos en 4x4 por una estrecha pista que nos llevó durante 14 fascinantes kilómetros por el filo de la desolada e impactante Sierra de Oña. Poco a poco nos alejamos de todo, sólo importó el espectacular camino de cornisa encharcado y embarrado, los lejanos Montes Obarenes, el cielo violáceo, los apretados hayedos, los prados desiertos, el paisaje sobrecogedor de la Mesa de Oña. Desde el Pico Cuchillos, ateridos por el viento helado y conmovidos por la enorme soledad, contemplamos el panorama impresionante, lejano, que teníamos a nuestros pies. En todo el trayecto vimos una sola persona, un hombre que en una cesta llevaba ‘perrochicos’, las deliciosas setas que crecen en la sierra. Me las mostró deleitándose con su cosecha, explicándome que para él lo mejor era comerlas en revuelto.
Museos en Oña
Museo iglesia abacial san Salvador
(1)
El museo fue históricamente el monasterio benedictino de San Salvador, el más pujante de toda la Diócesis de Burgos. Actualmente es monumento histórico-artístico. Cabe mencionar que se trata de una iglesia del siglo XII de la cual hoy día sólo queda el arranque de su torre probablemente de principios del siglo XII en el muro septentrional de la actual iglesia del monasterio de Oña.
Senderismo en Oña
Mesa de Oña
(1)
La Mesa de Oña es una especie de meseta situada a unos 1200 metros. El acceso se encuentra rodeado de laderas lo que dificulta un pelín la última parte de la ascensión, por un lado, y hace que las vistas sean espectaculares, por otro. Saliendo desde Oña, se tardan alrededor de 1 hora y media en llegar arriba, siempre y cuando vayas con alguien que conozca la zona. Una vez arriba tendrás la oportunidad de ver los distintos paisajes que se ofrecen. Al norte la cordillera cantábrica y a al sur el paisaje típico de La Bureba. La vista que tienes una vez arriba es de pájaro, nunca mejor dicho ya que posiblemente tengas la oportunidad de disfrutar de buitres volando a muy pocos metros de tu cabeza. Los paisajes merecen la pena. La flora y la fauna son muy peculiares, es por eso por lo que todo este entorno es considerado Parque Natural (montes Obarenes). Además de buitres tube la oportunidad de ver a un corzo. En cuanto a la flora, llama la atención la cantidad de enebro que te encuentras en el camino hacia la mesa. La dificultada del camino es baja, eso si, la última parte se complica un pelín, es un escarpada y puedes resbalar fácilmente.
Jardines en Oña
El Jardín Secreto
(1)
En lo que antiguamente fueron los jardines benedictinos del monasterio de san Salvador, se encuentra esta exposición de arte contemporáneo en la que 34 artistas muestran sus trabajos en diversas disciplinas: fotografía, escultura, pintura, artes gráficas, etc. Por cuarto año consecutivo, los paseos abaciales y la piscifactoría del siglo XVI comparten espacio con las últimas vanguardias artísticas.
Museos en Oña
Museo de la resina
(1)
La torre se divide en tres salas en donde se puede conocer las características que rodearon la actividad resinera en Oña durante la gran parte del siglo XIX. El medio natural en el que se recoge, los útiles y técnicas empleados, las utilidades industriales que tiene, etc., son algunos de los aspectos que el visitante puede conocer durante la visita. La cuarta planta dispone de un mirador desde el cual se tiene una panorámica de 360º de la villa condal.
Iglesias en Oña
Iglesia de San Juan Bautista
Preciosa iglesia de factura románica algo escondida en la plaza del ayuntamiento, fue levantada entre los siglos XII al XVI, menos mal que junto a ella se alza la torre de San Juan, restaurada por el Excmo. Ayuntamiento. Su interior está presidido por un Calvario medieval , al lado derecho se conserva el resto más importante de la muralla de Oña llamado el arco de la Estrella.
De interés turístico en Oña
Arco del Estrella
Esta es la puerta que se conserva del antiguo recinto amurallado de Oña, servía para delimitar quién se beneficiaba de la vecindad, más que otra cosa. En 1291 en sus inmediaciones se formó una importante judería que permaneció hasta el siglo XV, cuando su expulsión. Su estancia atrajo comercio y riqueza a la localidad.
Museos en Oña
Casa del Parque
Casa del Parque de Montes Obarenes, así se llama, ubicada en la antigua vaquería del Monasterio de San Salvador, y respetando su cuerpo interior, así como empleando materiales idénticos a los utilizados en la época. Así se ha conseguido un edificio multifuncional que sirve como mirador sobre el cañón del Oca, biblioteca, museo de naturaleza, y centro de actividades interactivas para visitantes escolares y adultos.
Jardines en Oña
Balcón de Oña
En el siglo XI Sancho García eligió este lugar para fundar la Abadía del Salvador, hecho que trajo riqueza y esplendor en el reino a esta ciudad. Hubo desastre con Napoleón, con la desamortización, y triste recuerdo por lo que transmite su paso a la Diputación de Burgos para su uso como hospital psiquiátrico entre otros, los muros y edificios abandonados y vacíos me mostraron lo que aquello fue. Pero si hay un lugar mágico, son los jardines del monasterio, estos están cuidados, y transmiten una paz y belleza sobresaliente, allí van muchos a pasear los perros o sin ellos. En este recorrido hay un bonito mirador sobre la localidad y parte de la abadía, en el se explica lo que ves y hay dos bancos para contemplar tranquilamente las vistas.
De interés deportivo en Oña
Descenso del Ebro en kayak
Fiestas en Oña
(2)