Exprime al máximo tu viaje
Con la app de minube
Descargar
¿Dónde quieres ir?
¿Te gusta Andorra?
Compártelo con el mundo
Entrar con Google +

Qué ver en Andorra

626 colaboradores

261 cosas que hacer en Andorra

Balnearios en Andorra la Vella
Caldea
(47)
Un complemento ideal para relajarse en Andorra después de una jornada de actividades. Porque, está claro, si vamos a Andorra en invierno, seguro que es porque vamos a esquiar o a hacer algún tipo de actividad de nieve. Si vamos en verano, a disfrutar de la montaña en todo su esplendor. Independientemente, lo que está claro es que es un país en el que terminas casi siempre haciendo algo de deporte, por lo que no viene nada mal pensar en descansar un rato y relajarse. Y, para eso, Caldea es sencillamente perfecto. Se trata de un complejo enorme, pensado precisamente para disfrutar del agua y de todas sus bondades. Piscinas de aguas a diferente temperatura, saunas de todo tipo, salas de masajes… A mí, personalmente, lo que más me impactó son las piscinas del exterior, en las que te puedes estar dando un baño caliente pese a estar a bajo cero en la calle y con unas vistas envidiables. Un sitio ideal para pasar una tarde completa de relax.
Esquí en Pas de la casa
Estación de esquí de Grandvalira
(19)
Aunque se trata de una estación de esquí, nosotros la visitamos en verano que también se pueden realizar algunas actividades gratis y otras pagando, canoa, tiro con arco, camas elásticas etc.. Desde allí arriba las vistas de valle son auténticas, pero ojo con los que sufran vértigo que el telecabina tiene bastante recorrido hasta subir a los 2.447 metros del altitud. El precio fué de 3,50 euros por persona ida y vuelta.
Pueblos en Ordino
Ordino
(16)
Piedra, pizarra y madera. Y ese maravilloso olorcito a leña que emanan las chimeneas. Ordino, cabecera del valle más septentrional de Andorra, aunque a pocos kilómetros de Andorra la Vella, está a años luz del enloquecido ambiente de tiendas y centros comerciales. Sus pocas callecitas empedradas invitan a pasear, a disfrutar de su aire pacífico y pueblerino. Dueño de una larga historia, sus casas solariegas y su Mueso d’Areny i Plandolit, hogar de una de las familias más poderosas del país, atestiguan su pasado ilustre. Desde Ordino el Principado se torna una gran aventura. Innumerables senderos de fácil recorrido (magnífica resulta la Ruta del Hierro, una pista que pasa por antiguas ferrerías, carboneras, minas y esculturas de hierro), o largos itinerarios de montaña, descubren los secretos de la Andorra más agreste. Estas pistas además comunican a Ordino con los cercanos pueblos de Ansalonga, La Cortinada -cuya iglesia lombarda de Sant Martí, originaria del siglo XII, es una belleza- y con el precioso pueblecito de Llorts, emplazado muy cerca del Parque Natural del Valle de Sorteny. Este magnífico espacio protegido es un refugio de la flora y fauna pirenaica y un paraíso para los amantes de la vida silvestre. Desde aquí, a través de paisajes sobrecogedores que incluyen bosques y lagos a casi 3000 metros de altitud, se pueden unir mediante arduos itinerarios algunos de los picos más emblemáticos andorranos. Entre las pocas carreteras que surcan al Principado, la que une Ordino con Canillo es de las más preciosas, especialmente en invierno. En un viaje serpenteante y empinado, el camino trepa a través de pinares, regala vistas impresionantes del valle del Valira Norte hasta llegar al Coll d’Ordino, ubicado a 2000 metros de altitud. La carretera luego baja abruptamente hacia el valle del Valira Oriente y desemboca en el casco viejo de Canillo. El trayecto lleva poco más de media hora y parece que nos aleja aún más de la ajetreada vida comercial de la capital. Nada más errado: En este universo tan pequeño, las montañas más agrestes y las solitarias bordas de pastores están a tiro de piedra del más surtido centro comercial.
Iglesias en Canillo
Iglesia Sant Joan de Caselles
(6)
De unas de las más de doscientas veces que he estado en el Principado de Andorra, el lugar donde he acudido siempre ha sido a esta Iglesia, no me canso de admirarla. La iglesia de Sant Joan de Caselles de estilo románico lombardo, aparte de ser la que mejor los andorranos han sabido conservar su entorno, en su interior conserva la decoración mural y estuco original aparte de un retablo del siglo XVI dedicado a San Juan Evangelista. Entre otras cosas hay que destacar su ábside semicircular y el campanario de planta cuadrangular. A diferencia de otras iglesias románicas, esta presenta la entrada por el lado norte, toda vez que por el sur existe un fuerte desnivel producido por el cauce del río Valira. Se encuentra en la Parroquia de Canillo. Su visita es imprescindible. En Andorra no son todo las compras.
Calles en Andorra la Vella
Avenida Meritxell
(26)
Es, seguramente, la calle más conocida de la ciudad y, por qué no decirlo, de todo el país. Es la calle comercial, plagada de tiendas de todo tipo. No nos olvidemos de que Andorra ha sido siempre un país muy interesante para los turistas en todo lo relacionado con el Shopping. Es verdad que ya no hay tantas ventajas económicas como había antes, pero aún así sigue habiendo grandes precios. Y el lugar ideal para comprar algo es esta zona. Además, es también una zona en la que abundan los restaurantes o los bares para tomarse algo. En definitiva, un lugar imprescindible si visitas la ciudad.
Centros Comerciales en Andorra la Vella
Illa Carlemany Centro Comercial
(30)
Muchas tiendas y variadas. Ofertas muy interesantes. Muy recomendable también la zona de restaurantes. Centro comercial genial. Muchas tiendas y variadas. También muy recomendable la zona de restaurantes. En pleno centro de Escaldes-Engordany.
Templos en Canillo
Santuario de Meritxell
(17)
Después de recorrer Andorra haciendo la ruta del románico, llegamos al Santuario "románico" de Meritxell, lugar de devoción de la patrona del país, y encontramos una construcción moderna, de reminiscencias románicas, pero muy vanguardista en sus formas externas. Como no entiendo nada decido entrar al recinto y empiezan las sorpresas. El Santuario original era románico pero se quemó en el año 1972 y quedo totalmente destruido. Poco tiempo después se proyecta el actual santuario que pretende recuperar su pasado. Aún inacabado. El arquitacto es Ricardo Bofil. El lugar es increíble, entras y de repente la luz invade la sala principal que es diáfana debido a que no tiene prácticamente paredes, sino puertas de cristales, a excepción del altar. Una mezcla de santuario católico, claustro que recuerda más a una mezquita y dependencias de estilo vanguardista. Un juego de espejos hace que te sientas en un lugar de una amplitud infinita. El blanco es el amo absoluto de este lugar por dentro y en el exterior un marrón oscuro intenso. La iglesia ha sido reconstruida a imagen y semejanza de la anterior y dentro encuentras un centro de interpretación donde explica la historia del santuario y su trágica historia. La verdad que está muy bien conseguido. El lugar es armónico, llama la atención por su limpieza tanto física como de formas. Además está totalmente adaptado. Hay ascensores, lavabos. Todo perfectamente encajado en el mismo espacio, pero el juego de espejos y de luces desvia tu mirada a lo importante. En el pasillo lateral tienen una exposición muy interesante de todas las iglesias de Andorra en maquetas. Curioso, sorpendente, distinto. A veces llega a parecer onírico con su luz blanca espectral. Sólo añadir que está ubicado en una zona de naturaleza desbordante y sus vistas son espectaculares. La visita es gratuita y sin guia, a no ser que vengas con un grupo.
Parques Temáticos en Sant Julià de Lòria
Parque Naturlandia
(19)
No hay que ser muy creativo para descubrir que si algo destaca en Andorra es la naturaleza y sus espléndidos paisajes. Naturlandia, un parque temático dedicado al turismo activo, es el lugar ideal para realizar alguna que otra actividad, especialmente en grupo, rodeado de unas vistas absolutamente espléndidas. Tiro con arco, paintball, esquí de fondo o el divertidísimo Tobotronc son sólo algunas de las actividades que allí se pueden realizar y pasar una jornada completa con amigos o familia, ya que el sitio también es ideal para ir con los más pequeños. Nosotros lo pasamos en grande.
De interés cultural en Andorra la Vella
Escultura de Dalí
(24)
La escultura de Dalí Noblesse du temps (Nobleza de los tiempos) puede verse en la Plaza de la Rotonda, el puente que la avenida Meritxell crea sobre el río Valira, y lleva instalada desde 2010 en este lugar. La escultura está fechada entre 1977 y 1984 y fue realizada en bronce, con unas medidas de 4,90 metros de altura por 1,70 y 2,60 metros de profundidad y longitud y un peso total de 1.400 kilos, siendo todo un reclamo para el turista para hacerse fotos con ella. La escultura pertenece a una de las series de relojes derretidos que fueron creadas por Dalí para simbolizar el paso del tiempo. El reloj, que se funde en torno a un tronco de árbol, luce encima de el una corona, que según el artista representa el dominio del tiempo sobre la humanidad.
Pueblos en Soldeu
Soldeu
(9)
Uno de los pueblos de referencia y sin duda el más grande para realizar turismo en la parroquia de Canillo es Soldeu. Situado a más de 1.700 metros de altura ofrece instalaciones y hoteles modernos y con gran capacidad para poder cubrir el alojamiento de los esquiadores en los meses de invierno. Pero además este lugar cuenta con fuente de agua naturales, una preciosa iglesia románica y sobre todo varios telesillas y un telecabina que dan acceso a las pistas Granvalira de Andorra.
Ciudades en Canillo
Canillo
(11)
valle de incles muy bonito un camino un poco complicada sobre todo Cuando hay nieve pero si que vale la.pena ya que Cuando se lega al refugio el junclar el lago se precioso.
Esquí en Pas de la casa
Pas de la Casa - Grau Roig
(6)
Pas de la Casa es una de las laderas del pirineo andorrano que forma parte de la gran estación de esquí Grandvalira (formada por la unión de las dos estaciones de esquí más grandes de los Pirineos: Pas de la Casa -Grau Roig y Soldeu El Tarter). Hace frontera con Francia, y tiene 110 pistas esquiables (unos 200 Km) y 67 remontes. Además del esquí se pueden practicar snowboard, raquetas y actividades multiaventura (motos, parapente...). También tiene escuela de esquí y servicios de guardería y monitores para niños. Lo bueno que tiene es que los hoteles y el pueblo se encuentran prácticamente a pie de pista, así que no hay que desplazarse. Es el sitio con más marcha de la estación, donde suele ir la gente joven, con multitud de bares y pubs. Además, hay muchas tiendas y macro-centros comerciales donde se pueden hacer compras a buen precio (ropa de marca, perfumes, equipamiento deportivo, electrónica...), sobre todo en la calle principal (C/ Sant Jordi), la C/ Major y en la Avda. De Encamp.
Valles en Canillo
Vall d'Incles
(4)
En la carretera de la Vall d'Incles existen un conjunto de casas conocidas con el nombre de Les Bordes de la Vall. Una borda es un tipo de construcción que está destinada al resguardo del ganado y de los productos agrícolas. Habitualmente estas bordes están hechas de piedra y madera con dos plantas de altura y bastante aisladas de la civilización. La mayor parte de las bordas que existen en esta carretera ya no tienen ese uso tradicional y han sido transformadas en pequeños restaurantes y casa unifamiliares. Aunque existen un par al final de esta carretera que siguen siendo para el uso del ganado donde podremos ver en los meses más calurosos del año, vacas pastando en los alrededores.
De interés cultural en Ordino
Museu Casa d’Areny-Plandolit
(7)
Los destinos de un país están muy a menudo regidos por los férreos puños de unas cuantas familias nobles, apegadas a la tierra, a las tradiciones y a unas costumbres que los han elevado por encima del resto de los habitantes de la nación. En Ordino la contienda era entre los Rossell y la fundada por Guillem d’Areny-Plandolit, que amasó su fortuna casi enteramente gracias a sus actividades relacionadas con la industria del hierro. Con ese dinero levantó esta muy original edificación que data del siglo XVII, que con el paso de los años y de la creciente riqueza familiar, fue agrandándose hasta alcanzar las dimensiones que hoy podemos ver. Si visitamos su interior entraremos en el túnel del tiempo y apareceremos en la Andorra de los siglos XIX y XX, y aprenderemos por observación los usos y costumbres de una familia noble, la única con título nobiliario en el Principado, que disfrutaba plenamente de unas comodidades vedadas al resto de los mortales. Pero poco duró el auge de los metales, intensamente explotados en la época de la Revolución Industrial y la diversificación y aparición de nuevos materiales fue restando importancia al comercio metalúrgico. Por ello, la familia fue abandonando su actividad industrial y finalmente se dividió y sus integrantes se trasladaron a otros lares. Casi sumida en el abandono, la casa fue adquirida por el Consejo General, que la transformó en museo, tras restaurarla, en 1972. Al margen de los pequeños tesoros costumbristas que ofrece el interior, es realmente la fachada la que llama poderosamente nuestra atención, con un balcón que data de 1849, hecho en la Forja de Areny, propiedad de la familia. Así quedaba todo en casa. Como curiosidad, citar que a principios del siglo XX, se empezó a levantar un hotel en el jardín de la mansión en un intento de conseguir una nueva fuente de ingresos, pero aún antes de estar terminado ya se había decidido convertirlo en el Museo de Ciencias Naturales y luego se reinventó como Auditorio Nacional de Andorra. La casa se encuentra en la principal vía de Ordino, una preciosa y tranquila calle peatonal que conserva el sabor de las viejas tradiciones andorranas.
Iglesias en Andorra la Vella
Iglesia de San Esteve
(8)
No es una iglesia grande, muy al contrario, es pequeña, pero con un encanto especial que hace que no podamos resistirnos a hacerle una visita. Aunque en un primer momento pueda parecernos que su estilo es homogéneo, sobre todo si nuestro primer contacto con ella es por su parte posterior, al llegar a su frente vemos que son varios los periodos en los que fue construida y reformada. Así, del periodo románico se conserva el ábside semicircular, así como el campanario y la torre. Viendo que la iglesia necesitaba una restauración urgente,el arquitecto modernista Josep Puig i Cadafalch, remodeló el campanario y la entrada lateral que hoy podemos disfrutar. Dentro, otra mezcla de estilos nos espera. Teniendo siempre a la vista el ábside románico, el resto de la iglesia presenta su cara más moderna, de paredes blancas que contrastan con la piedra del mismo y varios retablos de distintas épocas. Una preciosa talla, copia de la original, nos detiene para rendir admiración ante la imagen de la patrona de Andorra, la Virgen de Meritxell. Ahora debemos seguir recorriendo este país donde no todo es tan pequeño como parece.
De interés deportivo en Andorra la Vella
Naturlàndia
(13)
En el recinto de Naturlandia en Sant Julià de Lòira además de poder ver todo tipo de animales salvajes y de granja en su entorno natural podemos realizar un breve paseo en pony y/o caballo. El paseo hay que contratarlo a parte del ticket pagado para entrar a Naturlandia y se puede escoger entre los muchos ponys y caballos que hay para darle la vuelta completa a la plaza central del parque. Suele ser una actividad pensada y dedicada para los niños pero si eres adulto y te gustan los paseos a caballo no pondrán ningún impedimento para que te subas al animal.
Bosques en Les Escaldes
Valle Madriu-Perafita-Claror
(1)
La Vall del Madriu-Perafita-Claror es Patrimonio Natural y cultural de la UNESCO. Está situado en el Principado de Andorra. Es un lugar en donde la naturaleza te rodea con toda su fuerza y belleza. Gran riqueza en flora y fauna, paisajes de ensueño, muy buena señalización según los códigos internacionales de senderismo (grandes recorridos), infinidad de ríos y arroyos, refugios limpios, amplios y perfectamente mantenidos, con herramientas y elementos para hacer leña, cocinar o secar tu ropa, belleza natural y tranquilidad garantizada.
Pueblos en Pal
Pal
Encantador y precioso pueblecito que acoge el Centro de interpretación de andorra Románica. Ha sabido conservar su esencia pirenáica. Pequeño, acogedor, de escasas calles, se puede vistar en un plis, plas, pero..., su increíble fotogenia y las imágenes que nos ofrece de las montañas que lo bordean te obligan a parar a cada momento para disfrutar de la combinación de arquitectura y paisaje. En él encontramos los tres elementos más caractarísticos y propios de Andorra: piedra, madera y hierro. Con un cierto estilo que recuerda a muchos pueblos mediavales, de calles pequeñas, situado en la loma de una colina, donde destaca la alta torre de la iglesia que le da fama, Sant Climent de Pal, otra de las maravillas del románico andorrano. Visitar el centro de interpretación es obligatorio, ya que dan una información muy detallada de rutas, historia, etc. Además de proyectar un audiovisual interesante. Todo es gratis. Es una cosa que me ha llamado mucho la atención en Andorra, acostumbrada como estoy de pagar hasta "por respirar" ;-) Nos ha gustado mucho este encantador núcleo de la parroquia de la Massana, más conocido por sus pistas de esquí. Todo un lugar para perderse y recuperar la esencia de lo auténtico después de una incursión por la andorra más comercial y turística.