Exprime al máximo tu viaje
Con la app de minube
Descargar
¿Dónde quieres ir?
¿Te gusta Río Tercero?
Compártelo con el mundo
Entrar con Google +
¿Dónde quieres ir?

Qué ver en Río Tercero

17 colaboradores

6 cosas que hacer en Río Tercero

Ciudades en Río Tercero
Río Tercero
(3)
El balneario es un lugar de la ciudad,que cuenta,con el río Calamuchita, en verano mucha gete se reúne,simplemente para disfrutar del día o noche, ya sea para comer un asado entre amigos,o familia, para tomar mate,jugar a lvoley,ya que cuenta con una playa de arena, para hacer otras actividades físicas,como caminar o correr.También se corre el rally,éste es un buen atractivo, el cual reúne mucha gente. En el camping hay, asadores,baños, cuidados y limpios. Por las tardes noches,durante la temporada de verano ,la municiplaidad,organiza espectaculos varios.
Plazas en Río Tercero
Plaza esperanza
(2)
Por las tardes,después que baja el sol,se siente el bullicio de los niños acompañados,de sus padres,abuelos o tios.Aprovechan al máximo sus tardes, jugando en todos los juegos,en el tobogán subi-baja,pasa manos, tobogán,hamacas,etc. Esta plaza de barrio castagnino,es ideal,para el que gusta caminar, sentarse en los bancos, o simplemente para charlar.
Plazas en Río Tercero
Plaza gardel
(1)
Esta plaza corresponde a barrio escuela, y está dedicada a Carlos Gardel. Tiene varios juegos,para los chicos, está cerca de la terminal de ómnibus de la ciudad.También muchas parejas de novios pasan sus ratos.
Plazas en Río Tercero
Paseo del riel
(3)
Este paseo ha sido mejorado hace unos poco años. Lo mantienen iluminado, césped cortado, juegos para niños, y carriles para andar en bicicleta, caminar o correr. Para pasar un buen rato acompañados, bajo el sol, tomando mate.
Balnearios en Río Tercero
Río Tercero
(1)
Se veía tan hermoso desde donde estaba sentada.. La foto me llamaba, y allá fui.
Lagos en Río Tercero
Laque Los Molinos
(2)
Aquí es la parte de este lago donde conocí a mi novia, y lo mas importante, el amor de mi vida ... Pasamos una noche inolvidable, pecamos, y nos reclinamos viendo la puesta de sol. Aún hoy recuerdo perfectamente esa hermosa tarde y este hermoso lugar.