Exprime al máximo tu viaje
Con la app de minube
Descargar
¿Dónde quieres ir?
¿Te gusta Valdelinares?
Compártelo con el mundo
Entrar con Google +

Restaurantes en Valdelinares

159 colaboradores

76 lugares donde comer en Valdelinares

Restaurantes en Mora de Rubielos
Fuenjamón
(13)
Es un pequeño restaurante situado a escasos metros de la plaza del ayuntamiento, y es ruta obligada en invierno para los esquiadores que bajan hacia Valencia para reponer fuerzas. Este establecimiento pertenece a la familia Gargallo, productores de jamones y de derivados del cerdo de la zona, por lo que su carta (entre otras cosas) está basada en estos productos. Los bocadillos los hacen con mucho gusto, añadiendo tomate, pimiento frito, calentando el pan, etc. Deliciosos, aunque hayan reducido su variedad. El foie con castañas y setas, con pan tostado, buenísimo, y las patatas a lo pobre con huevo también, así como las variadas ensaladas y otros platos. Venden además buenos productos de alimentación y el servicio es encantador. Gestionan el vecino hotel Jaime I, que ofrece en su comedor, excelentemente servido y preparado, un exquisito menú por 16 euros. Ambos sitios son altamente recomendables.
Restaurantes en Linares de Mora
Restaurante-Hostal La Venta
(5)
Este es uno de mis pueblos preferidos de la sierra de Gúdar, y todavía no había tenido la oportunidad de comer aquí. Es un hostal restaurante justo a a entrada al pueblo a mano derecha, y que se vé siempre muy concurrido. Como siempre, es conveniente llamar antes para reservar, y más en temporada de esquí , así que llamé a primera hora de la mañana y nos dieron la última mesa disponible. El dueño te canta de carrerilla el menú, es muy gracioso como se sabe los platos. Los canelones estaban bastante conseguidos, grandes ensaladas, cocido o gazpacho manchego (escasa la ráción), son algunos de los primeros platos. De segundo, ternasco, muy bueno, o morcilla de arroz con compota de manzana (plato mejorable), los postres caseros para golosos. El sitio (comedor) es pequeño y muyyyyy ruidoso, y el precio con una botella de Borsao y café, de 18 euros.
Restaurantes en Mora de Rubielos
Restaurante Melanosporum
(8)
Me desdigo totalmente de mis anteriores impresiones respecto a la escasez de los menús. He de dar un sobresaliente en primer lugar al servicio en general, tanto el director del hotel La Trufa Negra, Jorge, como el subdirector Chimo, conocidos desde hace tiempo, son un dechado de amabilidad y buen hacer. La música agradable, las mesas bien puestas y la decoración muy acertada, los cuadros de Calo que decoran el hotel son una magnífica elección, y los elementos de diseño muy bien escogidos. He tenido la oportunidad (añado comentario tras unos meses) de probar los fideos con trufa y setas, de repetir el foei con mermelada de violetas, y de tomar el bacalao, estos tres platos son especialidad de la casa y suelen permanecer en los menús diarios que ofrece el restaurante. Los tres son platos muy recomendables y una magnífica elección. De lunes a viernes ofrecen un magnífico menú por 15 euros en este fantástico entorno. Una degustación de escalibada obsequio de la casa para empezar, foei con mermelada de violetas de primer plato, secreto con salsa de trufas de segundo o muslo de pato confitado, y de postre una magnífica tarta de requesón es ese menú que recomiendo sin dudar.
Restaurantes en Puertomingalvo
Casa Juan
(14)
Es un lugar conocidísimo por los alrededores, e incluso por los valencianos que no dudan en coger el coche los fines de semana para comer en este restaurante donde la abundancia está garantizada. Cuando te sientas en la mesa empiezan a servirte platos: jamón y queso del lugar, almejas, setas en temporada, clóchinas, etc. Y luego te preguntan por el segundo que suele ser una buena carne o una caldereta de langosta en pleno maestrazgo turolense, por muy extraño que parezca, lo habitual es salir de este restaurante a punto de explotar.
Restaurantes en Mora de Rubielos
Restaurante El Rinconcico
(11)
El restaurante de la planta superior tiene prestigio y comentarios por doquier, abajo había un bar inutilizado que han reconvertido en este gastrobar que ahora es uno de los puntos de encuentro en Mora más animados. La decoración elegida es moderna y funcional, y aquí te puedes tomar un vino con una de sus deliciosas especialidades, o buñuelos con chocolate de 18 a 20 horas a un precio de lo más barato. Ha sido una buena idea que seguro va a a seguir funcionando genial.
Restaurantes en Mora de Rubielos
Restaurante del Hotel Jaime I
(1)
Ha sido una gran alegría después de estar unos meses cerrado volver a ver que han cogido la explotación de este bonito hotel, y poder comer en el restaurante. Hay que darle un toque más agradable al comedor, creo que la luz es mortecina y falta algún elemento decorativo, por otro lado la comida se puede mejorar, aunque no hay que desdeñar el excelente servicio y considerar que están empezando. Las borrajas nadando en caldo necesitan una salsa más consistente y sabrosa, sin embargo las chuletitas lechales están fantásticas, los postres también se pueden mejorar. Seguro que en unos meses están funcionando de maravilla, con lo que saben de llevar el vecino bar de tapas Fuenjamón, tienen más que suficiente. Este fin de semana he vuelto a comer aquí y veo que han resuelto el problema de la iluminación, resultando mucho más agadable disfrutar de la fantástica comida y mejor servicio que ofrecen en este restaurante. El menú a algo más de quince euros, con un sorprendente Rioja y el sabroso churrasco, merece que os acerqueis a este lugar. El servicio sigue encantador y profesional, además de los platos que han mejorado indiscutiblemente, si ya lo decía yo...
Bares de Tapas en Mora de Rubielos
El Escalón
(3)
El Escalón es un bar que lleva toda la vida funcionando sin problemas, o mejor dicho, con éxito en este bonito pueblo. Hace unos meses han ampliado el negocio con un pub irlandés en toda regla, aunque sea sobre todo en su decoración, no le falta detalle, pero aquí a la cerveza negra, tostada, o con sabor a melocotón, le pueden acompañar un plato de chorizo o de jamón de Teruel sin problema alguno. Un sitio de lo más acogedor para tomar una cerveza, una copa o algo de comer, tras una jornada de esquí o de excursión por la bonita sierra de Gúdar.
Restaurantes en Alcalá de la Selva
Restaurante del Hotel Esther (Virgen de la Vega)
(1)
Este hotel es un clásico para los visitantes de La Sierra de Gúdar y para los esquiadores de Valdelinares, cuenta con una magnífica cocina aragonesa compuesta por buenos productos del terreno. El potaje de garbanzos está muy conseguido, así como los embutidos, y el cordero o el cochinillo (deberían tostar más la piel antes de servirlo). El flan de queso buenísimo, así como el helado de membrillo y de caramelo, es un establecimiento muy recomendable. Es aconsejable reservar si es verano o época de esquí.
Restaurantes en Mora de Rubielos
Asador Restaurante La Pinada
(3)
El restaurante que siempre ha sido El Yuguete, un poco antes de llegar a la gasolinera en el lado derecho de la carretera y junto a las piscinas municipales, es ahora La Pinada. La decoración sigue siendo la misma, y el tipo de comida también: Carnes, y platos de cuchara. El manejo de las brasas por el cocinero es increíble, así que el picantón, el conejo o el solomillo a la brasa son deliciosos. Hay un menú a mediodía bastante suculento, lástima el ruido que puede llegar a haber cuando hay mucha gente en el comedor.
Restaurantes en Rubielos de Mora
Restaurante Hotel Los Leones
(7)
En el centro de esta preciosa villa, galardonada con el premio Europa Nostra, encontramos este hotel familiar ubicado en un antiguo caserón rehabilitado, cuenta con 22 habitaciones, y una gastronomía digna de mención. El matrimonio que regenta este establecimento está formado por Manolo, ahora celebran los 10 años de apertura del hotel, y por Pilar, una excelente cocinera. Cocina innovadora con productos de la tierra de gran calidad. Son dos pequeños comedores ubicados en la parte baja del edificio, uno con tres mesas y el otro con cuatro, es muy recomendable llamar con antelación para reservarla. Si no queréis gastar mucho y es la primera vez que vais, podeis probar el menú, vale 25 euros sin vino. Tiene dos primeros y dos segundos a elegir, lasaña de morcilla de Burgos con borrajas y tomate frito casero(no lleva pasta), es la especialidad de la casa, siempre lo pido, la combinación de la morcilla y el dulzor del tomate, perfecto, la otra opción de primer plato son: Pimientos rellenos de perdiz con emulsión de trigueros, y de segundo: Bacalao con pimentos y patatas al gratén de ajos, y solomillo de cerdo a la mostaza con cama de berenjenas. De postre mousse de higos o un parfait de chocolate con un delicioso helado de turrón, fantástico, os lo recomiendo. Luego un paseo por el pueblo para bajar este exceso gastronómico no viene nada mal, aunque podeis descansar en el acogedor saloncito que hay arriba.
Restaurantes en Alcalá de la Selva
El Solano de la Vega Restaurante
Esta urbanización de la sierra de Gúdar con más de 500 refugios, posee un local social con restaurante que ahora tiene nueva gestión. Abierto al público en general, entre semana sirven un menú casero por 10 euros bastante aceptable, como están empezando habrá que dejar un tiempo para mejorar los postres, la consistencia del rabo de toro, o la confortabilidad del comedor, la buena disposición la tienen. Pués deciros que no han aguantado ni dos años, hubieron deficiencias varias, y los embates de la crisis han contribuido al cese del contrato. A ver si a la próxima hay más suerte.
Restaurantes en Mora de Rubielos
Restaurante San Miguel
(6)
Se trata de un sitio anodino, con cestos, bastones, manzanas y setas a la venta ( cuándo es temporada), en las puertas del mismo. Un sitio feo, en una gasolinera, pero os lo recomiendo porque está siempre concurrido, la comida es excelente, el menú entre semana a 10 euros, y de lo que se trata es de comer bien. Para ver cosas bonitas, naturaleza y edificios históricos, a un paso caminando teneis el pueblo. La paletilla de cordero, en su punto, el solomillo de cerdo con foei, muy bueno, el jamón de Teruel siempre preparado para ser cortado, la ensalada con chipirones y gambas, muy conseguida, y los postres correctos. Un detalle, el chupito de postre en el vasito de chocolate. Ahora es un remozado restaurante llamado LAGASO, teneis el rincón creado.
Restaurantes en Gúdar
Restaurante Rancho Grande
(3)
Es un clásico en la sierra de Gúdar, está en pleno centro del pueblo, junto a la Iglesia se situa este restaurante de un tenedor cuya especialidad es el cordero y el cochinillo que hay que reservar o encargar con antelación llamando por teléfono. Urgente sin embargo es su modernización, los baños y la zona del bar necesitan una renovación ya. Los productos utilizados en esta cocina sin complicaciones son de primera calidad y eso se nota en el resultado.
Restaurantes en Rubielos de Mora
Restaurante Hotel de la Villa
(3)
Mantienen un menú los fines de semana compuesto por cuatro primeros , otros tantos segundos platos, y tres postres para elegir. El precio: Quince euros más IVA. Es un comedor de lo más acogedor en un edificio histórico y monumental precioso, lástima que alguno de los platos deba ser mejorado. Las lentejas podrían haber estado mucho más apetitosas, así como el pastel de cuajada, el aspecto y su frescura no llegan al aprobado. Sin embargo un 10 para las croquetas caseras, con tomate frito hubieran estado mucho mejor (las patatas fritas no son adecuadas como guarnición).
Restaurantes en Rubielos de Mora
Restaurante El Aljibe
(3)
Tenía puestas grandes expectativas en este local del que me habían hablado bien, está en los bajos de un edificio que hay frente al descomunal supermercado de Casa Mata, a la entrada del pueblo. El menú se compone de varios platos para elegir: Potaje, guisado,caldereta, sopa, migas, chuletas, etc. Tienen el detalle de sacar un plato de ensalada, y otro con jamón, queso y salchichón del terreno nada más te sientas en la mesa, es muy de agradecer, y todo por 14 euros. Lástima que el plato de chuletas con patatas caseras (es una pena la creciente afición a sacarlas congeladas) y ajoaceite , tenga las mismas demasiado finas y secas, que los trozos de cordero de la caldereta sean una birria, o que los postres sean mejorables. Hay una gran competencia en el asunto de la restauración por esta zona y hay que ponerse las pilas.
Restaurantes en Linares de Mora
Restaurante El Portalico
(2)
Se trata de un sencillo hostal-restaurante de dos estrellas ubicado a la entrada de este precioso pueblo declarado conjunto histórico-artístico. Cuenta con 7 habitaciones, y el trato es muy familiar. La cocina de su restaurante es aragonesa, compuesta de cordero, derivados del cerdo y buenas legumbres y vegetales. Es un sitio sin muchas pretensiones pero con un agradable y rural ambiente.
Restaurantes en Rubielos de Mora
Portal del Carmen
(2)
Es un lujo poder comer en este sitio que por cierto, no es habitual encontrar abierto. En verano y algunos fines de semana abren este comedor situado en un maravilloso entorno, el convento del Carmen, que cuenta con un precioso claustro donde están dispuestas algunas mesas. En la parte de arriba está el recién inaugurado museo Gonzalvo, un artista de la localidad- La comida y los precios están por encima de la media, pero de vez en cuando merece la pena darse el gusto.
Restaurantes en Valbona
Casa Chimo
(2)
Es chocante que en este pequeño pueblo turolense que en invierno no llega al centenar de habitantes, cuenten con tantos argentinos. Este restaurante ubicado en la misma carretera, está regentado por una gran familia venida de la Argentina, la abuela tiene buena mano con la cocina, y por quince euros sirven un abundante y bien condimentado menú. El cordero está muy logrado, y la pasta muy conseguida. El bonito lugar cuenta con un azud donde darse un baño, un embalse, y unas bonitas calles por donde pasear, este es el único restaurante del pueblo. Es chocante que en este pequeño pueblo turolense que en invierno no llega al centenar de habitantes, cuenten con tantos argentinos. Este restaurante ubicado en la misma carretera, está regentado por una gran familia venida de la Argentina, la abuela tiene buena mano con la cocina, y por quince euros sirven un abundante y bien condimentado menú. El cordero está muy logrado, y la pasta muy conseguida. El bonito lugar cuenta con un azud donde darse un baño, un embalse, y unas bonitas calles por donde pasear, este es el único restaurante del pueblo. Casa Chimo se cerró, y ahora han vuelto a abrir este restaurante con otra gestión, todavía no lo he probado.