Elorrio
Experiencias de los viajeros en Besaide
--
Cargando...
Lonifasiko

Besaide es una cima situada entre dos...

Besaide es una cima situada entre dos cumbres emblemáticas de la montaña vasca como el Udalaitz y el Anboto. A priori su modesta altitud de cerca de 550 metros puede hacer que esta montaña pase desapercibida, sin embargo, hay una serie de características que hacen de este monte una especie de santuario o lugar mágico que consigue reunir y atraer siempre a un montón de montañer@s de toda la geografía vasca. Si "La Meca" es un lugar de peregrinación para los musulmanes, podríamos hacer el símil de que Besaide es el lugar de peregrinación por excelencia de l@s montañer@s vascos, por lo que al menos una vez en la vida hay que acudir a él ;-).

El adjetivo de "rincón" le va a Besaide como anillo al dedo, ya que una de las características emblemáticas de Besaide es que éstá situado en un punto estratégico donde los haya, ya que en su cima se ubica el límite de provincias entre Álava, Guipuzcoa y Vizcaya. En la misma cima encontramos un mojón que así lo atestigua, mojón curioso donde los haya, ya que rodeándolo pasamos en cuestión de segundos a "recorrer" las provincias de Álava, Guipuzcoa y Vizcaya. Poniendo la mano en la base del mojón, estaremos "saboreando" estas tres bellas provincias "de una tacada".

Su privilegiada ubicación es una de las razones por las que Besaide se ha convertido en el lugar de peregrinación del montañismo vasco. En su cima se alza majestuoso un viejo monumento de piedra, coronado por una simbólica campana, en homenaje a todos los montañeros vascos fallecidos en accidente de montaña, monumento que mandó construir el Club Vasco Navarro de Montaña.

En los años 90, justo debajo de la cima de Besaide, en el Collado del mismo nombre y en medio de una campa verde preciosa, se colocó un nuevo monumento construido por el artista japonés Yoshin Ogata, denominado "Fuente de vida". Este último monumento es mucho más moderno y si bien "choca" enormemente con el verde paisaje del collado, se "integra" a la perfección con las moles calizas del Udalaitz y del Anboto, por lo que ese doble juego hace que el lugar sea único.

Ni que decir tiene que las vistas que se contemplan desde este estratégico lugar son fabulosas, destacando en especial el cercano, largo y bello cordal del Duranguesado, con la cara norte delAnboto cmo máximo exponente, cordal cuyo perfil dice la leyenda se asemeja al ser mitológico Mari, en posición de descanso.

Significar que Besaide tiene muchos accesos, aunque los más típico son los que se realizan a pie desde Arrazola, Elorrio, el Puerto de Kanpazar, o desde la zona de Arrasate-Mondragón.
Avro

Un paseo para hacer en familia

No ahi mucho mas que decir de Besaide, nosotros aparcamos el coche en el barrio de Udala, por donde se puede subir al monte Udalaitz, o seguir por un sendero que esta justo detras de la Iglesia San Esteban, no es un sendero escesibamente dificil (hora y media mas o menos), se puede ir tranquilamente con los niños. Al final del sendero te encuentras con una vieja fuente, donde poder beber agua fresquita y luego poder fotografiaros con el monumento del artista japonés Yoshin Ogata. O con el monumento a la memoria de los montañeros muertos, donde encontramos el punto donde se unen las tres provincias, Gipuzkoa, Bizkaia y Araba. y dejando a nuestras espaldas el impresionante Anboto
Comparte tu experiencia Tus opiniones y experiencias sobre Besaide ayudarán a otros.