MINUBE
Seguir en la app
Abrir
¿Dónde quieres ir?
¿Te gusta Alto Deva?
Compártelo con el mundo
Entrar con Google +

Qué ver en Alto Deva

92 colaboradores

44 cosas que hacer en Alto Deva

Iglesias en Oñati
Santuario de Arantzazu
(9)
Con la llegada del invierno, que mejor de dar un “fuerte” paseo matinal, y para ello saliendo desde Oñate, hasta el Santuario de Aránzazu y regreso a Oñate, un recorrido de 20 kilómetros, que para uno “urbanita” que no es caminante lo pudo terminar dignamente. El día fue muy soleado y la vista del paisaje fantástica con lo que pude hacer algunas fotos de concurso, lo malo fue que en todo el recorrido y quizás porque fuera lunes no encontré ningún bar abierto que poder tomar algo. Si me llamo la atención el rótulo que me encontré en el Santuario y lo copie literalmente al tratarse de un sitio que fue destruido tres veces y reconstruido en su totalidad. Aránzazu, Santuario Mariano, es meta de peregrinos desde el encuentro de la imagen de la André Mari, en estos riscos, por el pastor Rodrigo de Baltzategi (1468). Fue arrasada por tres incendios (1553, 1663 y 1834). Su historio esta ligada a sus incendios y reconstrucciones a los frailes y la del pueblo, que hace surgir de las cenizas los símbolos de la esperanza. En 1950-55 se reconstruye la Basílica, compaginando tradición y modernidad (Arquitectos, Sáenz de Oiza y Laorga). En 2002-05 se reforma la plaza y remodela el seminario menor, creando el espacio cultural “Gandiaga Topagunea”, (Arquitecto Miguel A. Alonso del Val). Podríamos remontarnos y tener toda la información sobre el Santuario de Nuestra Señora Aránzazu en http://es.wikipedia.org/wiki/Santuario_de_Aránzazu, por lo ley en días posteriores y me prometí que volvería a darme la caminata.
1 actividad
Pantanos en Aretxabaleta
Pantano Urkulu
(6)
La presa de Urkulu es un maravilloso sitio para disfrutar del verde paisaje que ofrece esta preciosa zona del Alto Deba. Como decía Atxurdin, hay un camino asfaltado que rodea la presa, por lo que es ideal para dar la vuelta corriendo, andando, en bicicleta o incluso en patines de línea. Sobre todo cuando hace buen tiempo suele acudir a la presa mucha gente de la zona, sobre todo desde Aretxabaleta, Eskoriatza y Arrasate, incluso de más lejos, como yo, que suelo acudir de vez en cuando desde Eibar. Es un sitio ideal para ir en familia y para que los niños conozcan la naturaleza en estado puro y empiecen a realizar sus primeros pinitos en bicicleta o andando. Creo que es el pantano más grande con diferencia de Gipuzkoa, y abastece de agua a gran parte de las comarcas del Alto y Bajo Deba. Alimentado entre otros ríos y regatas, principalmente por el río Urkulu, este pantano suele estar habitualmente muy cerca de su máxima capacidad, y es que la zona de montañas calizas que rodean el pantano hacen que las aguas subterráneas campen a sus anchas por esta zona, lo cual siempre garantiza mucha agua. Eso sí, hace muchos años, en la década de los 90 sí recuerdo que se vivió una época de sequía que incluso afectó a este embalse, pero como digo, normalmente es de los que más agua tiene de la zona norte, incluso se realizan trasvases de agua desde esta pantano a otros. Si pasáis por la zona del Alto Deba, no dejéis pasar la oportunidad de visitar este maravilloso enclave bucólico que os transportará por unos momentos a los mismísmos Alpes estando el pleno corazón de Guipuzcoa. Una vez allí, dar un bonito paseo contemplando las diferentes tonalidades de verdes y marrones del campo junto con los azules de agua, y con el gris calizo de las montañas del entorno...No tiene precio, os lo aseguro.
Pueblos en Oñati
Oñati
(3)
Maravillosa Oñati: A la villa no le cabe otro adjetivo. La que fuera Señorío y Condado durante muchos siglos y hasta 1845, fecha en que se integró en Guipúzcoa, tiene una personalidad y carácter arrolladores. Seguramente por su historia, Oñati se ha conservado casi intacta, como siglos atrás. La villa está considerada como la más monumental de Guipúzcoa, de allí que perderse por sus callecitas sea como meterse en el túnel el tiempo. Los edificios más emblemáticos de la ciudad son la iglesia parroquia de San Miguel, el exquisito Monasterio de Bidaurreta, y la fantástica Universidad de Sancti Spiritus. Este edificio, una joya renacentista y con una gran portada plateresca, fue inaugurado en 1548 y en su tiempo tuvo la importancia de las Universidades de Salamanca y Valladolid. Un detalle curioso: Durante más de 300 años fue la única universidad del País Vasco. Pasear por Oñati es un enorme placer. A cada paso se descubren rincones llenos de encanto. Para no perdérselo es el Santuario de Arantzazu, donde se ha construido un complejo artístico y cultural vanguardista cuyo diseño es de Oteiza, Txillida, Saénz de Oiza y Laorga, cuatro artistas vascos de renombre mundial.
De interés cultural en Aretxabaleta
Kurtzebarri
(3)
Inseparablemente unida a la montaña desde mi niñez, como hija de buenos vascos de pro, disfruté siempre de un escenario perfecto para corretear, perseguir animales, subirme a los árboles, hacer cabañas y jugar a luchas de palos. Con la edad he ido modificando un poco esas aficiones pueriles y mis pasatiempos se reducen a la fotografía, a conectar con la naturaleza y de cuando en cuando, a recolectar perretxikos. Ayer la misión fallida de coger aunque sea un par de hongos para un revuelto para cenar no nos impidió disfrutar del color verde, azul y del color tierra. El destino fue Kurtzebarri, perteneciente al municipio de Aretxabaleta, cerquita de casa. Los 1110 metros que tiene son un recorrido ligero y fácil, lo que la convierte una cumbre perfecta para niños y para domingueros resacosos y desentrenados como nosotros. El ascenso se inicia tradicionalmente desde Mendiola, una bucólica barriada que pertenece al pueblo adyacente, Eskoriatza, donde hay espacio para aparcar. El sendero a la montaña está señalizado así que no hay opción a pérdida. Indispensable para la excursión: ropa cómoda, algún aparato con el que poder capturar fotografías, una botella de agua y algo de comida para poder solemnizar la ascensión como dios manda, siendo los alimentos más populares el queso idiazábal y la txistorra. IEUP! http://thecookrocker.wordpress.com/2013/10/14/kurtzebarri/
Pueblos en Bergara
Bergara
(3)
Este bello pueblo del alto deba está lleno de historia y rincones dignos de visitar. S llegáis por semana santa podréis visitar la feria del ganado del Domingo de ramos y tomar algunos vinos y pinchos en alguno de sus muchos bares.
De interés turístico en Oñati
Prados de Urbia
(4)
Precioso, merece la pena...
Templos en Oñati
Santuario de Aránzazu
(7)
Conocimos este lugar gracias a unos amigos de Oñati que nos llevaron a visitarlo, impresionantes vistas a pesar de la niebla y el frío, en días soleados debe de ser aun mas espectacular. Visita recomendable.
1 actividad
Iglesias en Bergara
San Pedro de Ariznoa
(2)
Monumento nacional y lugar a partir del cual nació en el siglo XIII la villa guipuzcoana de Bergara. La construcción actual es de finales del siglo XVI y comienzos del XVII, siendo la torre un añadido barroco de 1742. En su interior destaca el altar mayor de estilo plateresco (siglo XVI). Bajo el coro se encuentra el Cristo de la Agonía, una de las obras más relevantes del barroco.
Monumentos Históricos en Elgeta
Intxortako Atea
(4)
"Intxortako Atea" es el nombre en euskera (la traducción al castellano sería "Puerta de Intxorta") que se le ha dado a esta escultura de grandes dimensiones que se asienta en las inmediaciones del pueblo de Elgeta, concretamente a dos kilómetros, en el cruce de Asentzio, dirección Angiozar. Se trata de una escultura muy alta, realizada enteramente en acero, con líneas y aristas muy afiladas que se asemeja a una especie de puerta hacia...Lo que cada uno quiera interpretar. Esta obra realizada por el escultor Juan José Aranguren tiene como fin recuperar la memoria histórica de Euskadi, concretamente recordar las duras batallas que se vivieron en la zona del cercano monte Intxorta durante la Guerra Civil española, allá por el año 1937. Este monumento conmemorativo se inauguró en 2007 dentro de los actos conmemorativos del 70 aniversario de la batalla conocida como "La Defensa de Intxorta", reconociendo de alguna manera el gran esfuerzo realizado por el conocido como "Frente o Batallón de Intxorta" en su defensa contra los ataques de las tropas franquistas en pleno asedio de esta zona. Aparte de la escultura, significar que este rincón es un mirador excelente del valle de Elgeta y de la rocosa montaña de Udalaitz.
Cuevas en Oñati
Cuevas de Oñati-Arrikrutz
(4)
Estas cuevas esculpidas por el agua en la roca kárstica de Guipúzcoa son de las mas extensas de toda la provincia y además tienen restos de infinidad de animales ya extintos como el rinoceronte lanudo, la hiena de las cavernas o los osos cavernarios, aunque la joya de la corona es el esqueleto completo del león de las cavernas. La visita se puede hacer en varias modalidades, desde la más sencilla por pasarelas hasta la versión de aventura y de auténtica espeleología.
Lagos en Eskoriatza
Eskoriatza
Al amparo de las altas colinas de bosque, Eskoriatza esconde rincones preciosos,tanto en el pueblo como en sus alrededores naturales. Este pantano es solo el comienzo de un muy agradable paseo respirando aire fresco. Un camino espolvoreado de casitas con frondosos jardines y árboles imposibles de contar porque la vista se pierde bosque adentro. Es el lugar perfecto para desconectar y fundirte con la naturaleza y el silencio. En Cantabria, al sur, en una de las cimas mas altas del monte, Retortillo admira Reinosa a sus pies, bajo la blanca niebla que emerge del pantano. Recuerdo subirme a lo mas alto del antiguo campanario románico y ver bajar la niebla por la montaña, cubriendo los puntiagudos tejados de las casas de los pueblos del valle. A mi derecha, se extienden las ruinas de lo que una vez fue Juliobriga, un pueblo romano del que aún se siguen encontrando pequeños tesoros, y a mi espalda el gran pantano del que, de vez en cuando, sale a la superficie la punta de la torre de la iglesia del pueblo que yace entre sus aguas. Es simplemente precioso. Y si el norte fuera poco, camino de León observas parajes infinitos; campos extensos llenos de verde hierba o dorado trigo, donde todo se pierde todo en el horizonte.
Senderismo en Aretxabaleta
Monte Muru
Esta foto esta sacada desde el monte Muru (Aretxabaleta).Al fondo podemos ver el monte Anboto muy conocida por la historia de la bruja de Anboto.Es un monte que se puede subir por varios sitios.(Aretxabaleta,Arrasate y barrio de Untzilla...)
De interés turístico en Elgeta
Campa y ermita de Asentzio
(2)
Mucha gente del Alto y Bajo Deba conocen este apacible enclave natural como un lugar de ocio ideal donde pasar el día tranquilamente, en plan familiar, un plan alternativo a la playa cuando hace buen tiempo. La campa de Asentzio reúne para ello todos los ingredientes: una charca, una ermita, un hayedo centenario, bancos, mesas y parrilas, mucho verde, y por último unas imponentes vistas sobre los vecinos montes Udalaitz y Anboto, especialmente sobre el primero, sobre su imponente cara Norte. Situado en el término municipal de Elgeta, se accede a la zona de la campa a través de la carretera que se dirige desde Elgeta hacia el puerto de Kanpazar, teniendo que coger antes de los dos kilómetros, en una curva muy pronunciada, el cruce y carretera que desciende hacia Angionzar por el monumento conocido como Intxortako Atea. En seguida topamos con un gran y útil aparcamiento que han construido recientemente. Desde allí, por una pista de tierra se accede a la zona de la campa. Según entramos en el rincón, a mano izquierda encontramos la charca tan característica de este sitio, decorada con una pequeña y variopinta caseta de una sociedad recreativa, de foto. Habrá periodos en los que la charca tenga menos agua, pero desde luego siempre me ha tocado verla con agua, santo y seña de la campa. Al otro lado de la charca, un bosque de hayas bastante antiguo, con troncos de grosor considerable, cubiertos de mucho musgo, delatando la humedad de esta zona expuesta y venteada. Entre los secretos del bosque, sin ocultarse pero sin mostrarse, la ermita de Asentzio (de la Ascensión), donde se suele celebrar la tradicional romería de La Ascensión, 40 días después del domingo de resurrección, con misa y comida popular. A destacar, los bancos de madera situados estratégicamente mirando hacia los montes, aquí sólo hace falta sentarse t contemplar, el resto lo hacen tu mente y tus sentidos, déjate llevar por el aire mágico del monte Udalaitz. Me refiero a que es un emplazamiento histórico por la importancia estratégica que tuvo la zona de Asentzio durante la Guerra Civil, ya que este collado, junto con el vecino monte Intxorta, fue una de las zonas que más resistencia ofreció a las tropas franquistas, considerándose parte de lo que se conoció con el nombre del temido y duro "Frente de Intxorta". Estamos ante un rincón testigo mudo de un pasado bélico no muy lejano, pero el enclave natural ha sabido resarcirse estupendamente y cerrar las heridas, ofreciendo a día de hoy a sus visitantes un paraje natural como pocos; el tiempo aquí, todo en general, discurre sin prisa, despacio, como si el tempo lo marcaran entre las centenarias hayas, el agua en calma de la charca y la cara Norte del Udalaitz; y que siga discurriendo tan despacio por muchos años.
Palacios en Bergara
Errekalde Jauregia
(1)
La Historia del palacio de Errekalde viene marcada por el alzamiento o matxinada de 1718 que, entre otras, dio fuego al palacio que había sustituído a la primitiva casa torre. Quizás la entrada exterior al sótano sea un recuerdo de la construcción del XVI, si bien algunos elementos de este edificio decimonónico, como su cornisa recuerdan, precisamente, al edificio primogenio. En su interior, en cambio, reinan la luz y los espacios bien ordenados y amplios, destacando la majestuoso escalera central. El edificio fue elegido por el Conde de Peñaflorida como su residencia mientras velaba por el Real Seminario y su entorno. Y en él encontró refugió otro ilustrado de renombre, Valentín Foronda. El jardín de mediados del XIX que rodea el edificio es una de las perlas de Bergara. Naturaleza y Ciencia se unen en este espacio verde, pues además de las especies vegetales impresionan su organización y su sistema de recogida, depuración y conducción de agua, reflejo aplicado, puede ser, de las investigaciones del Seminario.
Lagos en Elgeta
Asensio
(2)
Hola: Aunque no llega a tener la categoría de Lago, este lugar es el destino de los lugareños y amantes de la naturaleza para descansar, comer en familia o pasear simplemente. En plena naturaleza, y a escasos kilómetros de Elgeta.
Cuevas en Oñati
Cueva De San Elias
(3)
No lejos del casco de la aldea de Araotz, en pleno barranco de Jaturabe, se encuentra la cueva de San Elías. A ella se llega por una senda que marcha pegada a la peña. Cuando bajo la gran oquedad se ven los muros de lo que fue la casa de la señora, y más adentro aún, la ermita dedicada al Santo cuyo nombre lleva la cueva, se tiene la sensación de que el tiempo se ha detenido, y se ascienden en silencio los peldaños que llevan hasta la parte superior de la caverna, hasta la ermita. UN LUGAR PARA VER Y PARA ESTAR EN TRANQUILIDAD.
Ríos en Aretxabaleta
Río Urkulu
(1)
El río Urkulu es el principal río que nutre de agua al gran Pantano o Presa de Urkulu. Aunque hay otras regatas que bajan de distintos valles, éste es sin duda el principal, además de darle nombre al propio pantano. Encajonado durante todo su trayecto en el valle de la zona de Degurixa y del monte Andarto, es un río alegre que va saltanto y sorteando obstáculos entre paredes calizas. De hecho, al estar enclavado en una zona cárstica, es muy típico ver zonas en las que el cauce del río parece desaparecer bajo la tierra, para luego, unos metros más abajo, volver a resurgir de la nada. Es uno de los misterios de las zonas kársticas, donde el terreno filtra el agua de la lluvia y ya bajo tierra, se crean y circulan ríos por extensas galerías subterráneas para luego resurgir como si fueran manantiales. Por ello, da igual que no haya llovido en muchos días, que a este río nunca le falta agua. Otra característica de esta clase de ríos es la pureza y la limpieza del agua, que permite claramente ver el fondo del lecho del río y anima a los patos a darse un chapuzón en él. Para admirar el cauce del río Urkulu, es aconsejable aparcar el coche un poco antes del Barrio de Goroeta, recorrer parte del pantano a pie siempre hacia la derecha (prohibido circular en coche) hasta una curva muy pronunciada a izquierdas que cruza el río Urkulu, ya canalizado en este último tramo. Es aquí donde veremos que sale una pista a mano derecha que comienza a ascender por el valle. Ascendiendo por dicha pista, seguiremos paralelos el cauce del río Urkulu, cuando en otra curva a izquierdas de la pista, hay un valla a mano derecha con un letrero de madera que indica el nombre de un caserío. Para proseguir admirando el alegre y sinuoso cauce del río Urkulu, será necesario tomar este camino a mano derecha, que ya entre praderas y bosques de hayas remonta poco a poco el cauce hasta llegar a una zona muy bonita en la que se divisan una serie de pequeñas cascadas y enormes piedras lisas por las que se desliza el torrente. Este camino que discurre paralelo al río es el antiguo sendero para subir a las campas de Degurixa, sendero que exige cruzar el río en varias ocasiones, por lo que cuidado cuando el río trae mucha agua y cuidado también con el musgo que se suele formar en el cauce, que resbala bastante.
Iglesias en Bergara
(2)