MINUBE
Seguir en la app
Abrir
¿Dónde quieres ir?
¿Te gusta Caracas?
Compártelo con el mundo
Entrar con Google +

Parque Nacional El Ávila

+117
0058 212 273 27 01 / 27 02
0058 212 273 27 01 / 27 02
Teléfono
Guardar este lugar
Guardado

41 opiniones sobre Parque Nacional El Ávila

Adriana Herrera

El Ávila y sus fortines

El Parque Nacional El Ávila es un laberinto muy verde, el pulmón de la ciudad. El lugar en el que todos se refugian para hacer ejercicios, olvidarse de todo, y llenarse de aire puro. El Ávila es una montaña que atraviesa toda Caracas, que nos indica siempre dónde está el Norte y cuyos árboles guardan varias historias.
Una de ellas gira en torno al Camino de los Españoles; esa ruta que en otra época utilizaban para transportar mercancía, por donde se libraron varias batallas, desde donde llegaron a invadir la ciudad. Al atravesar ese camino, se pueden ver algunas zonas que aún conservan el piso original, pero sobre todo los fortines, esas fortalezas que servían de contención durante los enfrentamientos. Hermoso se ve el Fortín de la Cumbre, o San Joaquín de las Cuchillas, que se terminó de construir en 1770. Las ruinas están allí, como si el tiempo se hubiera detenido. Se sabe también que por ese camino pasó Alejandro de Humboldt, en varias de sus expediciones.

Leer más
+4
gyanez

Una vez en Caracas es imposible no ver...

Una vez en Caracas es imposible no ver esta montaña (de hecho es punto de referencia para saber dónde está el Norte). Para que se entienda mejor…Caracas es un valle rodeado por esta montaña, y es la que lo separa de las playas de La Guaira.

Al Ávila se puede subir andando por Sabas Nieves, lo único que necesitas es ropa cómoda, unos buenos tenis y buena resistencia física para caminar los 2,5 Km hasta donde está la Virgen y una especie de gimnasio natural (de hecho era el mío) donde hay aparatos para hacer planchas, abdominales, barras para flexiones, etc. hechos principalmente con troncos. Eso si, quien no conoce mejor que vaya preguntando para no meterse por la “subida del diablo” (una vez lo intenté y me fui en caída libre al suelo cuando me desmayé). Pero subir por Sabasnieves, además de ser un excelente ejercicio, es una forma muy sencilla de encontrar unas de las mejores vistas de la ciudad y al bajar (si estas muerto) te tomas unos zumo-mix (que si kiwi con naranja; sandía con no se qué, etc.) un sanduchito de queso blanco y alfalfa o un trozo de tarta de zanahoria con crema...(hmmmm!) o un zumo de naranja recién exprimido que te “devolverá el alma al cuerpo”

Otras rutas a las que además de andando se puede ir en un 4X4 son “El Camino de Los Españoles” que llega hasta La Guaira, “Los Venados” donde hay una casona donde se puede acampar y “La Julia”.

Leer más
+2
Ana C. Garcés

Mi Ciudad Caracas...

Vivo aquí...entre el Ávila y la locura...pero hermosa...Ciudad caótica, pero su clima espectacular, su sol siempre calentándonos, y dando brillo al color de la esperanza, al color de la tristeza para unos, el color de la alegría para otros, ciudad de gente en constante carrera contra el tiempo, pero vigilada y cuidada por mi hermoso Cerro Ávila...imponente, inquebrantable, es un privilegio despertarse todos los ´días y tener la vista mas hermosa nuestro Cerro, verde, algunas veces visitado por copos de nubes que parece nieve, unos días más hermoso que otros...

+28
flordelalba6

Caracas la bordea una Sultana

El Waraira Repano, o Cerro El Ávila, es una montaña majestuosa que bordea toda Caracas. En medio del caos citadino, este cerro se convierte en un regalo para quienes vivimos en sus alrededores. El Ávila puede ser visitado a través de excursiones de montañismo o subir más descansadito en el Teleférico. Las dos experiencias se disfrutan. La del teleférico, porque puedes observar la majestuosidad de la montaña y la panorámica de la ciudad al mismo tiempo. A pie, es refrescante y emocionante subir el cerro por sus variadas rutas. Unas más empinadas y de mayor dificultad; otras, más planas, pero igualmente gratificantes.

Leer más
+2
¿Conoces este lugar?
Ayuda a otros viajeros a descubrir con tu experiencia y tus fotos