MINUBE
Seguir en la app
Abrir
¿Dónde quieres ir?
¿Te gusta Centro?
Compártelo con el mundo
Entrar con Google +

Restaurantes en Centro

218 colaboradores

84 lugares donde comer en Centro

Restaurantes en Chartres
Restaurente Le Serpente
(1)
Situado en un edificio de principios del siglo XX, este bellísimo, coqueto y sensual restaurante ofrece unas vistas impresionantes de la ctedral de Chartres. Tienen una concina tradicional francesa y además un pescado y marisco muy fresco, directo de las mejores pescaderias de la ciudad. Ofrecen menú diario y tienen una carta suculenta, muy bien elaborada. Nosotros decidimos empezar por una degustación de ostras con kirk royal. Sin palabras. De los restaurantes con más "caché" que podaís encontrar si visitaís Chartres. Exquisita decoración y muy buena carta de vinos. Una atención muy personalizada y amable. De ambiente familiar. Por las tardes se convierte en un elegante salón de té donde degustar infusiones y pasteleria de altísima calidad. El buen hacer, la elegancia, lo chic, todo lo típicamente francés se combinan de una manera extraordinario en este delicioso rincón.
Restaurantes en Amboise
Anne de Bretagne
(1)
El Restaurante-Crepería Anne de Bretagne se encuentra situado en el centro de Amboise, justo delante del Castillo Real, y muy cerca de la Torre del Reloj. En la parte del restaurante, ofrecen menús formados por un plato + postre o entrante + plato principal. En cuanto a la zona de la crepería, además de crêpes y galettes, tienen también tortillas rellenas de varios tipos. Nosotros optamos por pedir una tortilla rellena cada uno. Estaban muy buenas, la mía era de jamón york y queso. Si se pide agua para beber y no se especifica que sea de botella, traen una jarra de agua del grifo, como es habitual en Francia. Una cena para tres nos salió por 28,10€, que no está nada mal. Es un restaurante recomendable.
Restaurantes en Chartres
Le Bistrot de la Cathedrale
(2)
Ya todos los restaurantes (o casi todos) en Francia ofrecen menú, y los precios se equiparan a los de nuestro país. Un menú para comer o cenar en un buen sitio como este con vino tiene un precio de unos 30€. Crepes de cangrejo, magret de pato con flan de champiñones y una pera con salsa de chocolate y helado de vainilla, eran los platos que componían este magnífico menú de este restaurante en la misma puerta de la catedral.
Restaurantes en Chenonceaux
Restaurante del Hostel Du Roy
El restaurante del Hostel Du Roy se encuentra situado en el centro de Chenonceaux, muy cerca del Castillo, la Galería de las Damas, la Iglesia y el Ayuntamiento del pueblo. Se trata de un restaurante con cuatro comedores, decorado con estilo tradicional y muy bonito. Destaca su preciosa chimenea y el gusto con el que están puestas las mesas, con una bonita mantelería y vajilla. En cuanto a la comida, hay varios menús para elegir, sin incluir las bebidas. Nosotros cogimos el más barato, que costaba 16€ y constaba de 2 platos y postre, con tres comidas a escoger de cada. Las raciones, como es habitual en Francia, eran un pelín escasas para lo que estamos acostumbrados por aquí, pero la comida estaba bastante buena, y eso que a mí la cocina francesa no me gusta mucho. Por lo que estuvimos mirando, el precio era similar al del resto de restaurantes de Chenonceau, y la verdad es que es un sitio muy agradable para comer.
Restaurantes en Chinon
Restaurant arts
(1)
En la encantadora población de Chinon,además de caracterizarse por sus excelentes vinos,también se puede comer bien.En este restaurante que se encuentra en la plaza mayor,cerca del ascensor que lleva al centro,se puede degustar perfectamente la cocina de la zona centro,además de la cocina más internacional. La población es sencillamente preciosa,con la opción de navegar por el Loira por un precio asequible.También el castillo del mismo nombre corona la ciudad y es digno de visitar.Otra opción es darte una vuelta en un carro a caballo,muy relajante y tranquilo.
Restaurantes en Rochecorbon
Guinguette de Rochecorbon
(2)
La "guinguette" de Rochecorbon es todo lo contrario de la de Tours: si ésta renueva el estilo tradicional, proponiendo música rock, tecno, teatro, espectáculos de baile o cine al aire libre, con un pequeño restaurante de cocina moderna, la Guinguette de Rochecorbon es lo que se entiende tradicionalmente en francés por ese nombre. Es decir: - comida sencilla pero rica (carne asada, pescado o demás, acompañados por papas fritas y ensalada, desde 12 euros hasta 22 para el plato fuerte, diversidad de postres, entradas y bebidas), - música popular para bailar el vals, el tango, o música retro desde los años 20 hasta 2000, - de qué jugar: un pequeño terreno de beach volley, otro para jugar el petanque, no muy lejos hay un minigolf, e incluso una zona mucho más grande de juegos para niños (donde se paga entrada) - gente simpática y de todas las edades que viene en familia o con amigos para disfrutar una tarde soleada, una noche tranquila o movida de modo algo anticuado, o a descansar durante la ruta en bici desde Tours hasta Amboise o vice versa. De verdad un lugar muy recomendable para comer algo o sólo refrescarse durante el verano (el lugar cierra a finales de septiembre).
Restaurantes en Amboise
L'Amboisserie
(1)
Tras visitar el Castillo Real de Amboise y el Castillo de Clos Lucé , nos dio la hora de comer, así que entre los restaurantes que vimos por la zona, nos decidimos por esta crepería, ya que habíamos oído hablar de su terraza panorámica. Entramos sobre las 2 y pico de la tarde, un poco tarde para comer en Francia, pero como había bastantes turistas, aún seguían sirviendo la comida. Aparte de galettes y crêpes, había también ensaladas, aunque nosotros nos decidimos por unas galettes, ya que aunque parezca extraño aún no las habíamos probado en toda la semana. Había bastantes galettes para escoger, cada una con el nombre de una ciudad del Valle del Loira diferente. Nosotros escogimos las galettes "Saumur" y "Chinon". De postre cogimos unas bolas de delicioso helado. Todo estaba muy bueno y la atención fue correcta. La terraza panorámica era muy chula y las vistas magníficas, el problema es que pegaba mucho el sol así que había que andarse con ojo para no quemarse.
Restaurantes en Blois
Le Marignan
(2)
En la bonita plaza del castillo, en el centro de Blois, está el Marignan una cafetería/bar/restaurante que implica una parada ideal. Tiene una pequeña terraza, abierta a la plaza del castillo, desde donde se tiene una impresionante vista del mismo. No se puede solo admirar el patrimonio de la ciudad, sino también comer algo (ofrece ensaladas, bocadillos, tortillas y otros sándwiches a la parrilla). La bienvenida es cálida y el ambiente es agradable.
Cafeterías en Tours
La Briocherie Lelong
(1)
No importa si entran nada más llegar a Tours temprano por la mañana, o justo antes de ir a tomar su tren de vuelta, corriendo para la estación... No importa si es por un frío día de invierno, cuando los olores de los hornos desprenden un delicioso sabor a bollería por la calle, o por un día de verano soleado, cuando otros preferirían ir a por un helado: La "Briocherie" es una leyenda, una institución, un lugar por el cual deben pasar si les gustan los bollos. Una "brioche" es un tipo de bollo francés, muy sabroso, imposible de traducir al español... Tendrán que entrar a esta "briocherie" que tiene años y años de estar ahí (mínimo 50 años), y sigue igual. La verdad es que no necesita mejorar el decorado o la tecnología, la calidad de las brioches que se sirven (tamaño familiar, o tamaño individual, con o sin chispas de chocolate, por algo más de un eurín) basta para que la gente siga acudiendo a esta tradicional parada del viajero o turista (o goloso/a!)
Restaurantes en Tours
Au Lapin Qui Fume
(1)
Abierto de martes a sábado, mediodía y noche, el Lapin qui Fume (el conejo que fuma jajaja!) es de verdad un lugar típicamente francés: desde la decoración hasta los sabrosos platos que se sirven ahí, todo les dará gusto a Francia y sus deliciosos platos a base de conejo, pato o carne... Ensaladas originales y abundantes alternan con platos fuertes abundantes, entre tradición e innovación. El menú no es muy largo, y está a la vista, en pizarras que cuelgan de las paredes, decoradas con afiches antiguos que le dan un toque "bistró" al pequeño lugar... Si van a ir de noche tal vez sea mejor reservar con una llamada; cuenten con unos 15 euros para un plato fuerte y bebida más o menos. (y perdón por no haberles sacado fotos a los platos, se me había olvidado la cámara!).
Restaurantes en Orléans
Patisserie Les Musardines, Orleans
(2)
A metros de la Estación Central de Ferrocarril de Orleans, y camino a la Plaza principal de la ciudad se encuentra esta patisserie, un rincón dulce con ambiente art decó original. Hay que probar los macarons de fresa y vinagre de Orleans, así como el de limón verde, canela y pétalos de rosas. Muy original también el de pera, canela y jengibre para accompañar un riquísimo té con leche o un noisette (café cortado) sobre mesitas de mármol y sillas Thonet. Hay bocados dulces de mermbrillo,almendras confitadas y pequeñas mermeladas para regalo, así como unos impresionantes bocadillos para cargar pilas y seguir recorriendo la ciudad.
Restaurantes en Tours
Brasserie L'Univers
(2)
Si quieren tomarse algo en alguno de los bares de la Plaza Jean Jaurès, o comer algo, que sea aquí: la Brasserie de l'Univers ofrece los típicos platos tradicionales de este tipo de bar-restaurante ( carne con patatas, ensaladas grandes, croque-monsieur), algo de mariscos también, y el plato del día por menos de 10 euros, y el menú alrededor de los 15... Bebidas y comida por precios habituales. ¿Por qué aquí entonces? Por el ambiente y decorado de los salones interiores (eso sí, si buscan terraza, nada especial jajaja): una gigante cúpula de vidrio, del siglo XIX, les ofrece escenas de fiesta y momentos populares arriba de una sala con sillones de cuero, mesas de madera maciza alumbradas por lámparas en el mismo tono...
Restaurantes en Orléans
Restaurante Chez Noé
Después de dejar nuestras pertenencias en el hotel y deambulear un poco por la calle Juana de Arco y alrededores de la catedral, nos decidimos por ir a cenar. Después de 1.160 kms. A nuestras espaldas y no conociendo la ciudad, la verdad es que nos encontrábamos un poco despistados. Por casualidad nos dirigimos a la calle peatonal que más marcha tiene de Orleans. Antiguamente esta calle y la zona en concreto era el sitio habitual de prostitución. En la actualidad varios restaurantes, cervecerias y pubs pueblan la amencionada calle, donde casi no hay problema con la ho ra de la cocina. Aterrizamos en el restaurante Cz Noé como si hubiésemos entrado en otro cualquiera, es decir, no teniamos predileción alguna. Una vez sentados en una de las mesas de la terraza pese a que la temperatura no era muy agradable pero se podía fumar, nos decidimos por dos raciones de foies gras y otras dos de mejillones. El foie resultó exquisito. Acompañado por pan tostado y helado de frambuesa, constituyó una verdadera delicia para el paladar. En cuanto a los mejillones hubo disparidad entre las dos raciones que pedimos. La que era al vino blanco resultó como siempre bastante buena, sin embargo y esto me pasa por catacaldos, la que pedí con queso resultó un desastre, no por el sabor sino porque a los pocos minutos el queso fundido se había quedado y frio convirtiéndose en una auténtica plasta. El precio normal dentro de francia. Los dos patés, dos raciones generosas de mejillones, dos cervezas de 25cl y una jarra de agua de grifo sumó 41 euros.
Cafeterías en Tours
Les Gourmands Disent
El pequeño "salon de thé", que no ofrece sólo té, está escondido en una de las calles poco transitadas del centro de Tours. Con colores modernos y agradables, y vajilla algo anticuada que le da un toque "casa de abuela" al lugar, Les Gourmands disent propone varios tés, pasteles caseros, y también a mediodía algunas ensaladas, tartas saladas y sopas hechas en el mismo lugar. Todo eso por precio muy razonable... Y bien se sabe que la tranquilidad y la calidad no tienen precio! Eso sí, cierra a las 6pm, es más un lugar para merendar o comer algo de camino para visitar el casco viejo o demás áreas de la ciudad!
Restaurantes en Tours
Mamie Bigoude
Aunque no es cocina típica de la zona de Tours, Mamie Bigoude vale darle una probadita... Es una crêperie: Las crêpes son normalmente típicas de la zona francesa de Bretagne (Bretaña), pero encontrarán crêperies en cualquier ciudad francesa. Lo que hace que Mamie Bigoude sea tan especial, aparte de que las crepas sean ricas y con precio razonable, es la decoración del lugar: Podrán comer en el dormitorio, la cocina, el baño o el jardín, ya que cada espacio del restaurante queda decorado como si fuera parte de una casa, con colores que les alegrarán los días más grises! El restaurante está a 2 minutos del Vieux Tours-casco viejo, y está abierto todos los días, a mediodía y por la noche. Piensen en reservar porque está muy amenudo lleno. ¡Buen provecho!
Restaurantes en Tours
L'Adresse
Ya había estado un par de veces en L'Adresse, para disfrutar un enorme chocolate caliente, sentada cómodamente en un sillón, viendo la calle por la ventana, y hojeando uno de los libros que pueblan los anaqueles del salón principal. He vuelto a ir hace poco, a darle compañía a una amiga que iba a cenar, esperando a que empezara la noche de karaoke. Las "paredes de agua", que contribuyen a crear un ambiente tranquilo, siguen ahí, pero con la animación karaoke el bar se transformó totalmente y pasó de tranquilo y algo sofisticado, a loco y animado, con jóvenes y menos jóvenes cantando viejos éxitos franceses e internacionales. Obviamente el karaoke (que según tengo entendido tiene lugar 1 sábado al mes) no convendrá a los que no conozcan algo de música francesa o canciones en inglés, puesto que lo que se da en español es muy poco (apenas Ricky Martín y Manu Chao!)... Pero para ir a disfrutar un café, o una buena cena (con plato fuerte en 10 euros, de buena calidad y abundante, y una selección de helados variados), les aconsejo este bar muy céntrico y próximo al casco viejo y a las calles más comerciales.
Restaurantes en Tours
L'Etape a Pates
Un lugar práctico para quien esté visitando el casco viejo del lado de la Catedral y de la Rue Colbert. El lugar sirve pasta de todo tipo con diferentes salsas, y ensaladas. Abierto para la comida y la cena, propone fórmulas con precios razonables: Por menos de 10 euros pueden tener una gran ensalada, más postre y bebida, o un plato de pasta, postre y bebida. Situado frente a la placita Foire le Roi, ofrece un ambiente agradable (pese a que sea "fast food", lo cual no se nota) ¡Hay con qué saciarse! Que aprovechen!
Restaurantes en Tours
Le Vietnam
El Vietnam propone cocina asiática - Vietnam, China, etc- en un ambiente agradable y familiar. A dos pasos de la estación, es una buena opción si están esperando su tren o si acaban de llegar a la ciudad y están con hambre. Camareros amables, comida de calidad y precio razonable, con bastante variedad de platos vegetarianos y un cóctel de bienvenida delicioso.
Inspírate con las mejores listas de la comunidad