MINUBE
Seguir en la app
Abrir
¿Dónde quieres ir?
¿Te gusta Tavascán?
Compártelo con el mundo
Entrar con Google +

Qué ver en Tavascán

380 colaboradores

141 cosas que hacer en Tavascán

Senderismo en Espot
Cascada de Ratera
(7)
Tras un largo camino, se empieza a escuchar un gran ruido de agua hasta que encontramos esta maravilla natural. Hay cosas que no se pagan con dinero. Camino dificultad baja-media hasta la cascada
Lagos en Baqueira-Beret
Estany Gerber
(2)
Confieso que soy más de playa que de montaña, pero este precioso paisaje hace que me lo replantee. Se trata de un lugar perfecto para alejarse de todo y disfrutar de unas bonitas vistas. La excursión es, desde mi punto de vista, bastante sencilla pues aunque hay rocas, las mismas están dispuestas a modo de escalera natural y además hay otros tramos en los que el camino es bastante llano. Hasta donde yo he llegado hay tres lagos que van del más pequeño al más grande, siendo este último el que recibe el nombre de "Estany Gerber". Todos ellos tienen un agua cristalina que invita a bañarse, cosa que yo haría si no fuera porque está helada!! Lo bueno de esta excursión es que no es necesario ser un excursionista experimentado y además una mañana es suficiente para ver los tres lagos. Simplemente hay que levantarse con ganas de hacer una pequeña caminata, y aunque para los menos entrenados pueda suponer cierto esfuerzo, el mismo se ve recompensado con las preciosas vistas durante el camino y al llegar arriba.
Ciudades en Sort
Sort
(8)
El descenso en rafting desde Llavorsí hasta Sort fue perfecto. Lo pasamos genial. Se les nota experiencia y buen hacer. Todo fue bastante rápido, incluso nos trasladaron en un autobús grande desde el Hotel Les Brases. Por la tarde hicimos el barranco del infierno, y todo estuvo muy bien y divertido. Gracias al guía por su paciencia con los niños. En definitiva, Sort un pueblo encantador y recomendable. Le dejamos una foto cayendo todos.
Senderismo en Espot
Parque Natural Aigües Tortes
(6)
Adentrarse al parque natural d'aigüestortes es descubrir lo mágico y sorprendente que es la naturaleza, el recorrido que se hace caminando no se hace agotador, porque en cada paso que se da hay un paisaje que te impresiona y te hace olvidar cuanto haz caminado. Su paisaje es tan alucinantemente hermoso, que parecen cuadros de pintores famosos.
Pueblos en Tredos
Tredós
(3)
El municipio de Naut Arán, en el maravilloso valle, está formado por cinco pequeños pueblos, uno de ellos es Tredós, y la capital Salardú. En este lugar, dejaremos el coche a orilla del río, y ascenderemos dando un paseo a la Iglesia románica, detrás, en el cementerio, hay unas vistas espectaculares del Valle de Arán. Hay muchos buenos y agradables restaurantes para comer allí, y unas casas de descanso preciosas.
Iglesias en Erill-la-Vall
Santa Eulalia de Erill-la-Vall
(2)
A escasos kilómetros de Boi en el valle del mismo nombre, nos encontramos con Erill-la-Vall y su magnífica iglesia románica de Santa Eulalia. Aunque la construcción que se puede ver data del primer tercio del siglo XII, realmente es producto de las reformas posteriores de otra existente con anterioridad de comienzos del siglo XI según las excavaciones efectuadas. De una sola nave en principio más corta de la que existe en la actualidad que fué alargada años más tarde pero también dentro del mismo siglo XI. Del siglo XII data la construcción de la torre y del pórtico existente en la fachada norte de arcos de medio punto . Del interior cabe destacar la réplica del conjunto de tallas románicas en madera de álamo que representan el Descendimiento de la cruz, el original se encuentra en el Museo Nacional de Arte de Cataluña. El espacio que ocupaba el coro se ha destinado a un pequeño museo donde se pueden observar pequeñas piezas encontradas durantel as excavaciones.
Senderismo en Alins
Vall Ferrera
(1)
Este es uno de los valles más vírgenes de todo el Pirineo, con pequeños pueblos donde no ha llegado la especulación urbanística, y unos paisajes espectaculares. Ideal para todas las épocas del año, trekking, ascensiones, hípica, ríos...
Museos en Esterri D'Aneu
Ecomuseu de les Valls d'Áneu
En Lleida cruzar de valle en valle, implica cambiar de mundo. Las grandes cordilleras montañosan han hecho que cada valle desarrolle sus propias culturas y tradiciones y aunque todas mantienen el ambiente pirenaico, cada una tiene sus particularidades. Por eso es tan importante esta casa tradicional convertida en museo, porque además de contarte la historia, te da una visión general del modo de vida, la repartición de las habitaciones, despensa, comida, donde guardaban los animales para aprovechar su calor, etc. La casa museo se complementa con una tienda de productos artesanales. Destacan las piezas tejidas en el telar que aún se puede ver en la casa y que las convierten en muy valoradas, pues poca gente sabe como manejar ese telar. Si tenéis suerte puede que os encontréis con que están dando clase de acordeón diatónico, un instrumento tradicional de la zona. :)
Valles en Esterri D'Aneu
Valle de Aneu
(2)
A medida que nos adentramos en los Pirineos, el río Noguera Pallaresa se convierte en una maravillosa avalancha de espuma blanca y agua gélida. Salvaje e impetuoso, el río es dueño de una accidentada comarca conformada por ‘les Valls d’Àneu’. El valle principal, que corre de sur a norte, tiene al pueblo de Esterri d’Àneu como centro. Como otros bellos valles pirenaicos catalanes, la Vall d’Àneu fue hasta hace poco tiempo un mundo escondido. A pesar de la vida sencilla y austera de su gente, la historia lo dotó de tesoros arquitectónicos. Puentes medievales y preciosas iglesias románicas a lo largo del Noguera Pallaresa son testigos desde el Medioevo del antiguo Camino Real a Francia. La Vall, salpicada de minúsculas aldeas silenciosas, en su mayoría sólo habitadas por una veintena de aneuences, es un nido de tradiciones y costumbres. La más entrañable gira entorno a la ‘fusta’ (madera en catalán) y se conmemora con una gran fiesta anual. La industria fustera o maderera fue durante siglos parte de la vida diaria de la gente de Àneu. Tuvo tres protagonistas: El denso bosque autóctono, el Noguera Pallaresa, medio de transporte de la madera una vez que era cortada, y el hombre, avocado a un trabajo peligroso y sacrificado. Hoy la industria fustera ha desaparecido del valle, sin embargo todavía se escuchan conmovedoras historias de diestros ‘picadors’, encargados de talar los árboles, y audaces ‘raiers’, responsables de llevar los troncos convertidos en rudimentarias ‘rais’ -o embarcaciones- por el río hasta el lugar de destino. Un Ecomuseo con diversas secciones a lo largo del valle muestra, además del conjunto monumental de Son, el monasterio benedictino de Sant Pere del Burgal d’Escaló, y la Casa Gassia, una típica casa agro-ganadera del siglo XVIII situada en el barrio viejo de Esterri d’Àneu, una sorprendente Aserradora hidráulica ubicada en la aldea de Alòs d’Isil. Resulta increíble que estuviera en uso hasta finales de los años treinta. A diferencia del vecino valle de Arán, paradisíaco pero superpoblado en épocas de nieve, la Vall d’Àneu se intuye desde el principio como un sitio agreste y mágico al que pocos han descubierto. Valencia d’Aneu y Esterri d’Àneu, su localidades más importantes, son preciosos pueblitos alejados de la sofisticación de Arán, con puentes medievales muy bellos y antiguas iglesias. El resto -el entorno que se adivina, los estrechos caminos que salen desde la carretera, las escondidas pistas marcadas con tablillas- es una invitación a la aventura.
Lagos en Tavascán
Lago Romedo de Baix
Estany Romedo de Baix (2.020 m) Subimos al lago de Romedo de Baix en el Pirineo catalán. Salimos de Tavascan (Pallars Sobirà) y, una vez, en la presa de Montalto cogimos la pista de la izquierda en dirección Certascan sin desviarnos nunca del camino hasta llegar a la señalización del lago de Certascan. En este momento seguimos recto hasta llegar al lago Romedo de Baix. La subida es progresiva y la pista se encuentra en muy buen estado. Como curiosidad, deciros que este lago se aprovecha para producir electricidad.
Pueblos en Baix Pallars
Gerri de la Sal
(1)
Gerri de la Sal es un encantador pueblo de origen medieval emplazado a orillas del Noguera Pallaresa. Arracimado sobre el río, la villa tiene un precioso puente medieval y una historia ligada a las salinas que aún hoy Gerri trata de mantener. Sin duda, el monumento más emblemático del pueblo es la Colegiata de Santa María, un monasterio benedictino que data del año 807. Este cenobio fue de los más ricos de la comarca, ya que no sólo poseía tierras, castillos y molinos, sino que era dueño de las salinas de Gerri. Para llegar hasta la Colegiata hay que cruzar el puente medieval y caminar un trecho entre huertas y árboles frutales. Gerri de la Sal es la puerta a preciosos rincones poco conocidos del Baix Pallars. Un itinerario espectacular es seguir la carretera que lleva al pueblo de Peramea y continúa hasta el Estany de Moncortés.
Lagos en Espot
Estany d´Amitges y la Ratera
(5)
De todas las excursiones posibles que se pueden hacer en el Parque Nacional de Aigüestortes y Lago San Mauricio, esta que va desde Espot hasta el Estany d´Amitges, es a mi juicio, de las más bellas. Tiene muy poca dificultad y sólo en el último tramo antes de llegar al refugio la pendiente es pronunciada. En primer lugar se pasa por el Estany San Mauricio, desde aquí se llega a unas cataratas que provienen del siguiente estany que es el de la Ratera. Por un lateral sale el camino que va hasta el refugio y desde aquí apenas un kilómetro más se llega hasta el d´Amitges. Sus aguas son transparentes, aún en julio es probable encontrar neveros en las zonas sombrías. Las vistas del parque desde aquí son increíbles. Un lugar increíble para a los que nos gusta la fotografía.
Esquí en Castellbo
Pista de Esquí "Sant Joan de l´Erm"
(1)
Esta pista de esquí de Fondo (esquí nórdico) está situada en el Parque Natural del Alt Pirineu (al lado de La Seu d´Ugell y de Andorra). Las instalaciones están muy bien cuidadas, el equipo de alquiler impecable, dispone de restaurante, bar, un refugio abierto todo el año en el que tendremos habitación con pensión completa si queremos pasar más de un día (el Refugi la Basseta) y para los más aventureros una zona de acampada. Para ir con los niños es ideal ya que dispone de una zona en la que podemos jugar con trineos (los alquilan por 4 euros) además de organizar cursos de iniciación para ellos (así podemos esquiar tranquilos :D ). Los recorridos son tanto para esquí de fondo (alquilar el equipo con el forfait para un día son 24€) como para raquetas (también las alquilan). Hay pistas para todos los niveles y todos los gustos, desde las más llanas hasta las más empinadas y su estado es impecable, los carriles están bien marcados y la pista bien aplanada.
Lagos en Espot
Estany negre de Peguera
L'estany negre de Peguera(2.340 m) está situado en el Parc Nacional d'Aigüestortes i Estany de Sant Maurici. Durante un trayecto nos sorpendió una nevada. Para subir salimos de Espot y seguimos el GR-11.20; concretament el camino se inicia delante de la Pensión Palmira. En este lugar encontraremos la primera señalización. La primera parada la realizamos en l'estany de Lladres. De aquí a l'estany Tort hay una hora más de camino. Allí está el refugio Josep María Blanc situado en una isleta casi en mitad del estany Tort de Peguera. Está muy bien, allí podeís descansar y recuperar fuerzas ya que sirven comidas. A cinco minutos del refugio está l'estany negre de Peguera.
Pueblos en Tavascán
Les Bordes de Noarre
En el Pirineo catalán, cerca de Tavascan (Pallars Sobirà) se encuentran las Bordes de Noarre, un pequeño poblado de cabañas de piedra como las que existían en la zona antiguamente. Hoy en día, los pastores todavía llevan hasta este lugar su gandao. Salimos de Tavascan en coche dirección Certascan. En información turística nos comentaron que podíamos dejar el coche en el párking del camping de la zona, y así lo hicimos. Delante del párquing se encuentra el punto de inicio de esta ruta (1h y 20 minutos aprox). El recorrido no presenta una gran dificultad y disfrutamos muchísimo del entorno. En una ocasión llegamos a ver una pareja de rebecos. Esta excursión se puede completar con la visita a la cascada de Noarre a 10 minutos de les Bordes. Está muy bien señalizado y vale la pena.
Lagos en Espot
Lago Subenuix por Sant Maurici
Subimos a pie a l'estany de Sant Maurici dsd Espot. Esta todo señalizado y dla ascención es muy suave. A mi me gustó mucho la zona foscosa que hay justo antes de la última subida al lago. También, antes de llegar, nos encontramos con una ermita (tiene una fuente). Una vez en l'estany descansamos y, a continuación, proseguimos en direcció al Portarró. El entorno es espectacular. Al cabo de un rato, a media subida, encontramos un cartel con una bifurcación, una al Portarró y otra a Subenuix. Enfrente del cartel podemos ver el lago y la montaña dels Encantats. Es una vista que no os podéis perder. A partir de este momento no hay perdida. Todo es subida y no presenta mucha dificultad. Vale la pena la caminata ya que el lago es muy bonito. Además en un lateral hay muchos riachuelos que van a desembocar al lago.
Pueblos en Castellbo
Montferrer i Castellbó
De camino a la Pista de Esquí de Sant Joan de l´Erm pasamos por el término municipal de Montferrer i Castellbó. Estos pueblos siguen teniendo el encanto medieval de la zona. Actualmente es un lugar de reposo para aquellas personas que busquen un lugar de vacaciones tranquilo, tanto en invierno como en verano a dos pasos de la montaña y de Andorra.
Puertos en Alt Àneu
Puerto de La Bonaigua
(3)
En nuestra estancia en Baqueira y habiendo decidido ir a comprar loteria de navidad hasta Sort, no tuvimos más remedio que pasar el puerto de La Bonaigua que hasta la apertura del túnel de Viella, era la única salida que tenía el Valle de Aran hacia el resto de España. La subida hasta alcanzar la cota de los 2.072 metros que tiene el mencionado puerto no es todo lo dura que se pueda imaginar por su parte occidental, sin embargo la oriental es otra cosa muy diferente. La mañana era espléndida y por ello tuvimos la gran oportunidad de poder observar las maravillosas vistas que se ofrecian a nuestros pies y en el horizonte. La tranquilidad era tan absoluta que sólo podíamos escuchar el silbido del viento al pasar entre las pequeñas retamas existentes, constituyendo uno de los momentos mágicos que se tienen en la vida. Sin embargo la vu elta fué totalmente diferente. Una gran tormenta eléctrica unida al devenir de las constantes curvas nos acompañó durante todo el trayecto y si a esto le unimos las vacas que campaban a su antojo cruzando la carretera cuando no situándose en medio de la misma, convirtió el viaje en una auténtica locura. Las fotografias están escaneadas de un carrete usado en mi querida cámara analógica Minolta SRT303.