Logo minube.

Roma con niños: 15 lugares para disfrutar en familia

Parque Villa Borghese, por Anais0757
Minube

Roma es fácilmente un lugar muy mágico lleno de mucha diversión e historia. Es una de las ciudades más caminables de Europa, hay algo que ver en Roma cada pocos metros para que los niños estén siempre entretenidos. ¡También facilita que haya más paradas técnicas para un poco de gelato! 

Qué ver en Roma con niños 

Probablemente, Roma con niños no esté en lo más alto de tu lista: una ciudad conocida por el romanticismo, los espressos y los aperitivos. ¿Qué niño quisiera eso? Lo que quizás no sepas es que la capital de Italia está llena de experiencias diversas que gustarán tanto a los niños como a los padres. Ya sea explorando el Estadio Olímpico, llenándose la cara de pizza o pretendiendo ser gladiadores en el Coliseo Romano, toda la familia estarán entretenidos durante días. A continuación encontrarás los 15 lugares para disfrutar vacaciones en Roma con niños. ¡Disfruta!

"Llena tus ojos de asombro, vive como si fueras a morir en diez segundos. Mira el mundo. Es más fantástico que cualquier sueño hecho o comprado en en una fábrica" Ray Bradbury

Coliseo, por maria marques

1. Coliseo

¿Qué mejor manera de empezar este tip que con una visita al Coliseo? Los niños se maravillarán de lo grande que es en realidad y disfrutarán comparándolo con las historias de gladiadores que conocen de la escuela y la televisión. Para aprovechar al máximo el tiempo y asegurarte de que no te pierdes ningún dato sobre el Coliseo, te sugerimos que reserves una visita guiada. El Coliseo Romano tiene muchos rincones que querrás descubrir, como la zona subterránea donde se guardaban los animales y el vestuario. Esta es una de las muchas oportunidades fotográficas sin las que no podrás volver a casa.

Los ciudadanos de la UE de entre 18 y 25 años con un documento de identidad válido entran por sólo 2€. ¡Los menores de 18 años entran gratis! Disfruta del coliseo desde las 9 de la mañana hasta una hora antes de la puesta de sol. Si pierdes el horario de apertura, podrás disfrutar de unas vistas increíbles desde el exterior cuando el edificio se ilumina la ciudad por la noche.

Bioparco, por nuria

2. Bioparco

Lleve a los niños a disfrutar del zoológico Bioparco di Roma, situado en lo más profundo del mayor jardín público de Roma. Es muy probable que pases horas aquí, ya que el zoo es muy grande, con más de 17 acres de longitud. No es sólo un zoológico, sino una estructura en la que se trabaja en la conservación de especies amenazadas, la educación en la protección de la biodiversidad y la investigación científica. Contiene unos 1.200 animales de unas 150 especies, entre reptiles, mamíferos y aves. ¿Dónde comer en Roma con niños? Pues aquí te lo ponen fácil permitiéndote traer tu propio picnic para pasar un buen rato en familia. Como ves este plan está pensado para toda la tarde, ya que probablemente aun te quedarás con ganas de haber visto más. 

El zoo abre siempre a las 9:30 y, según la temporada, puede cerrar hasta las 19:00. Los pequeños de menos de 1 metro pueden entrar gratis, los niños de hasta 10 años entran por 14 € y los adultos por 17€. Los precios de las entradas disminuyen cuanto más avanzadas estén las reservas. ¡Empieza a planificar! 

Castillo de Sant’Angelo, por Arantxa Jiménez

3. Castillo de Sant’Angelo

Este castillo ha pasado por todo tipo de cambios, comenzando como mausoleo, convertido en tumba e incluso en fortaleza en algún momento de la historia. A los niños no sólo les encantará estar en lo alto de la ciudad con vistas desde su elevada terraza, sino que disfrutarán descubriendo sus pasadizos ocultos, sus cañones y su colección de armas. Hay mucho que hacer aquí, por lo que recomendamos una visita guiada por el Castillo de Sant’Angelo. Comenzarás la visita en el exterior con vistas al hermoso río Tíber y entrarás por las puertas del castillo. Recorrerán el castillo con una guía que  explicará la historia que encierran sus muros, junto con sus muchos misterios como la aparición del Arcángel Miguel en el siglo VI cuando la ciudad fue arrasada por la peste. Una experiencia única que hará que los niños se sientan como en una película o un cuento de hadas. 

Disfruta de lunes a domingo: de 9:00 a 19:30. Disfruta de más de 2000 años de historia por el precio de 17,50 euros sin guia, por eso tu mejor opción es reservar una visita guiada por el Castillo de Sant’Angelo.

 

Parque Villa Borghese, por Anais0757

4. Parque Villa Borghese

Seguramente los niños necesitarán un descanso de estar dentro y necesitarán un momento de juego. El Parque Villa Borghese es la parada de descanso perfecta, sin renunciar a ninguno de los lugares imprescindibles de Roma. Los jardines tienen una superficie de 80 hectáreas y fueron construidos por primera vez en 1606. Se trata de un viñedo convertido en uno de los jardines más extensos construidos en Roma y finalmente en un parque público en 1903. El jardín no es sólo un parque para pasear, sino que está lleno de diferentes actividades, elementos arquitectónicos, esculturas y monumentos. El parque es tan grande, que quizás quieras considerar el alquiler de una de sus muchas opciones, como segways, patines o bicicletas. 

El parque está abierto todos los días desde el amanecer hasta el atardecer.

Tienda de Juguetes Bartolucci, por Trotamundos

5. Tienda de Juguetes Bartolucci

Regale a los niños un recuerdo que apreciarán durante más tiempo que un llavero. Una visita a la Tienda de juguetes Bartolucci de Roma no es sólo una tienda, sino una experiencia que a los niños les encantará. Esta pequeña y encantadora tienda de 1930 está llena de juguetes hechos a mano, todos ellos de madera, que les recordarán la historia de Pinocho. Los productos de Bartolucci se denominan «Incanti», que significa verdaderos trozos de magia en italiano, lo que creemos que resume perfectamente la tienda. Un imperdible turístico la tienda, para ir a comprar, o simplemente a sacarse una foto y recordar momentos de infancia.

Disfruta de este rincón de magia todos los días de 10 a 22 horas.

Jardin de las Plantas Medicinales, por nuria

6. Jardin de las Plantas Medicinales

Descansa del ajetreo de recorrer la ciudad relajándose en la naturaleza. Nuestro siguiente consejo te lleva al Jardín de las plantas Medicinales. Este jardín data de 1883 y alberga 12 hectáreas de variedades naturalistas. Recorra una de las colecciones de bambú más extensas de Europa, relájete en su jardín Japonés y maravíllate con las plantas acuáticas que viven en sus numerosos espacios acuáticos. Esta es una gran parada para alejarse del caos de la ciudad y tal vez incluso una siesta en el césped antes de continuar con nuestro siguiente consejo.

Disfrútelo de Abril a Octubre de 9.00 a 18.30 y de Noviembre a Marzo de 9.00 a 17.30.

Títeres del Gianicolo, por cinzia d’agostino

7. Títeres del Gianicolo

Un fin de semana en Roma con niños significa encontrar todas las maneras de mantenerlos ocupados y contentos. El siguiente tip te facilita la tarea y te permite sentarte y disfrutar del espectáculo. Desde 1959, el tradicional espectáculo de marionetas al aire libre Teatrino di Pulcinella al Gianicolo ha deleitado al público de todas las edades con su juguetón homenaje a la cultura romana. Incluso los locales deberían tomarse el tiempo de visitar el Gianicolo Belvedere por esta obra teatral tan buena, una experiencia cómica y alegre que ha entretenido a gente de todas las edades durante más de 50 años.

La montaña del Gianicolo, que se alza sobre la orilla derecha del Tíber y acoge la famosa representación de marionetas, sigue siendo un espectáculo magnífico. Las representaciones son gratuitas y tienen lugar de 10:30 a 13:00 horas y de 16:00 a 19:00 horas los sábados y domingos.

panteon de agripa que ver en roma en 3 dias

Panteón de Agripa, por Ignacio Izquierdo

8. Panteón de Agripa

Roma es una ciudad llena de leyendas en la historia, y el Pantéon de Agripa no es una excepción. El Panteón de Roma es la obra arquitectónica mejor conservada de la antigua Roma del año 126 d.C. El interior es tan grande que está hecho con la intención de hacerte sentir pequeño. Es tranquilo, silencioso y sigue siendo un lugar de culto. Realmente, una experiencia increíble para pasear por la historia e imaginar por lo que han pasado estos muros. Disfrute de esta hermosa obra de la historia con una entrada gratuita, con reserva previa, todos los días de 9 a 19 horas. Aunque la entrada es gratuita, quizá merezca la pena pagar un suplemento por una visita guiada o audiotours para aprovechar al máximo esta experiencia inolvidable.

 

Pinocchieto, por Anna Martinelli

9. Pinocchieto

¿Recuerdas aquella juguetería de madera? Pues tenemos otro tip que te dará la misma alegría. Puede que tus hijos recuerden, seguro que tú también, la fantástica historia del infame Pinocho. Aunque tus hijos no lo conozcan, esta es la oportunidad perfecta para hacerles creer por qué decir mentiras puede tener grandes consecuencias. Pasee por esta tienda de Pinocho y vea los cientos de réplicas de madera. Incluso si no te vas con un recuerdo, puedes encontrar montones de oportunidades para hacer fotos a los niños. Abre todos los días de 10 a 22 horas.

Estadio Olímpico, por Alessandra Rossi

10. Estadio Olímpico

Seguro que tienes un hijo obsesionado con el fútbol y este siguiente consejo es especialmente para ellos. El Estadio Olímpico es la sede de los equipos de fútbol AS Roma y SS Lazio. Este estadio está un poco alejado de la ciudad, a 4 km, pero hay un tranvía y un autobús que le llevarán hasta allí. Después, sólo hay que caminar entre 10 y 15 minutos hasta el estadio. La mejor opción para disfrutar de la experiencia completa es animar a los equipos en uno de sus partidos. También puedes reservar una visita guiada por unos 40 euros por persona y ver los bastidores, como los vestuarios, el campo, el túnel y terminar en la tienda del estadio.

Museo de Arte Contemporáneo de Roma – Macro, por Marilo Marb

11. Museo de Arte Contemporáneo de Roma – Macro

Toma un descanso del arte de la Roma antigua y visita el MACRO – Museo de Arte Contemporáneo de Roma, un museo dedicado al arte moderno y contemporáneo desde los años 60 hasta la actualidad. Ofrece una mezcla de exposiciones permanentes y temporales, así como eventos para niños. El museo se enorgullece de mostrar arte de grandes nombres como Piero Dorazio, pero también arte local. Lo mejor es que la entrada es gratuita, pero, como siempre, asegúrese de reservar con suficiente antelación. Puedes entrar aquí de martes a jueves y los domingos de 11 a 20 horas. Los viernes y sábados abren de 11 a 22 horas. El museo cierra los lunes. 

Catacumbas de San Calixto, por desdemisalturas.com

12. Catacumbas de San Calixto

Las catacumbas de San Calixto en Roma eran el cementerio oficial de la Iglesia de Roma en el siglo III d.C. Es uno de los mayores y más importantes cementerios subterráneos de Roma, por lo que es una visita muy interesante y con mucho que aprender. Hay más de 500.000 cristianos enterrados aquí. Los niños hasta 6 años entran gratis, los de 7 a 16 años sólo entran por 7€. La entrada regular es 10€.  ​​Aunque está cerrado los miércoles, se puede disfrutar de él todos los demás días de la semana de 9 a 12 horas y de nuevo de 14 a 17 horas. No querrás perderte esta experiencia.

Parco Scuola del Traffico, por Manuela Rosellini

13. Parco Scuola del Traffico

¿Cursos de conducción para niños? Sí, has leído correctamente. Roma tiene un lugar especial para que los niños aprendan sobre el tráfico, ¡divertido y educativo! Los niños de 3 a 12 años pueden aprender en un verdadero centro de formación teórico-práctico para experimentar situaciones reales de tráfico mientras conducen camionetas reales. Incluso pueden echar su propia gasolina. Esta fue una idea de 1964 de la SICES srl, Sociedad Italiana de Centros de Educación Vial, con el objetivo de concienciar sobre la seguridad vial. Se encuentra en Roma EUR inmerso en el verdor del Parque Ninfeo. Disfrute de esta experiencia única con una variedad de precios que se adaptan a cualquier presupuesto. Por ejemplo, deja que tu niño haga el curso por 5 euros durante 10 minutos. Una clase de conducción de 60 minutos puede costar hasta 27 euros. Asegúrate de reservar con suficiente antelación y consulta su página web para obtener más información sobre sus horarios de apertura, ya que varían de una temporada a otra. De junio a septiembre abren de miércoles a viernes de 17:00 a 20:00, fines de semana y festivos de 10:00 a 13:00, y de nuevo de 17:00 a 20:00.

Museo de Cera – Museo delle Cere, por valentina d’acquisto

14. Museo de Cera – Museo delle Cere

Desde 1958, este museo de cera es una atracción popular en Roma. En la actualidad, el museo contiene más de 250 figuras, entre las que se encuentran personas importantes del pasado, celebridades vivas e incluso personajes de ficción. Es una gran experiencia para que los niños vean versiones a tamaño real de las personas que ven en el cine y la televisión o que incluso conocen en clase de historia. Vea a músicos como Elvis Presley, Bob Marley y Michael Jackson. Inventores de la historia como Leonardo Da Vinci y Albert Einstein. Personajes de la antigua Roma como el mismísimo Julio César. Incluso tienen figuras de todos los papas. Los niños pueden disfrutar tomándose selfies con personajes de cuentos de hadas como Blancanieves, los siete enanitos y la Bella Durmiente. Además, lo único que tiene este museo es que puedes ver los entresijos y llegar a entender cómo se fabrican estas figuras. Vea estas figuras de cera de lunes a viernes de 11 a 18 horas, los sábados de 9 a 21 horas y los domingos de 11 a 18:30 horas. Las entradas normales cuestan 9€, mientras que los precios con descuento pueden ser de hasta 7€.

Acquatico , por Luigi

15. Acquatico

Tóma un descanso del caluroso sol romano en verano y haz una excursión al parque acuático. Está considerado como el mar de la ciudad y garantiza la mejor diversión para los niños. Este parque no sólo ofrece una variedad de piscinas, juegos de agua y toboganes, sino también muchos espacios verdes para lanzar una pelota o hacer un picnic. Disfruta del parque todos los días de 9:30 a 19h. El parque ofrece muchos paquetes familiares que reducen el precio, así que asegúrate de reservar con antelación y consulta su página web. Los precios no superan los 14 € para las entradas individuales, por lo que puedes imaginar que es una forma barata de refrescarse durante el día.

¿Te ha gustado este tip? ¿Vas a pasar más de 2 días en Roma con niños y necesitas más ideas? Minube tiene un poco de todo, mira dónde dormir en Roma o Roma en 3 días para más cosas que hacer.  ¡Disfruta tu viaje!