Logo minube.
TIPS - actualidad

Pueblos con encanto en Asturias

Eloy Bernal Arellano
Minube

No hay nada mejor para los amantes del relax, la naturaleza y la comida que disfrutar del turismo rural en Asturias: una opción ideal para viajar en familia y con mascotas, ya que esta comunidad posee múltiples parques naturales por los que hacer senderismo y hermosos pueblos portuarios en los que degustar
el exquisito marisco recién pescado. Y, para ir planificando el viaje, te recomendamos los mejores hoteles rurales con piscina en Asturias, una auténtica maravilla de guía que te muestra, a través de fotos increíbles, todos aquellos alojamientos que no te puedes perder, rodeados de naturales y, como no, de una buena piscina.

 

 

Pueblos con encanto en Asturias

La belleza se encuentra por toda la comunidad pero si tuviéramos que elegir Cudillero y Luarca se situarían entre los pueblos más bonitos de Asturias. Y es que ambos deslumbran por sí solos. El primero está ubicado en la ladera de una montaña y sus casas están decoradas con fachadas de alegres colores. El segundo destaca por su espectacular puerto salpicado de barcos. ¡Un verdadero paraíso visual!

 

 

"Llena tus ojos de asombro, vive como si fueras a morir en diez segundos. Mira el mundo. Es más fantástico que cualquier sueño hecho o comprado en en una fábrica" Ray Bradbury

1. Cudillero

La opinión popular sitúa a Cudillero al comienzo de la lista de los pueblos más bonitos de España. Y ¡no es para menos! En este pequeño municipio costero los paisajes hablan por sí solos. Valles de un intenso verde esmeralda, ríos, cascadas, acantilados escarpados, playas de un valor incalculable y casas que visten de color la montaña, componen tradicional estampa que llena de luz esas postales que compramos al final de cada viaje con el objetivo de jugar a controlar el tiempo.

2. Cangas de Onís

A los pies de los Picos de Europa se dibuja un pueblo de amplia historia e imponente belleza, donde la tradición, la cultura y el deporte conviven en perfecta armonía, dando lugar a un privilegiado entorno rural en el que todo es posible. Los lagos, el santuario de Covadonga, el puente romano o la ermita de la Santa Cruz son solo algunos de los infinitos tesoros que descubrirás al visitarlo.

3. Lastres

Esta villa marinera, que obtuvo el galardón de pueblo ejemplar de España en 2010, combina el mar con la montaña encontrando la sintonía perfecta para ofrecer al viajero unas vacaciones imposibles de olvidar. Callejea por su casco histórico, sube al mirador de Atalaya, báñate en su playa y visita la iglesia de Santa María de Sábada.

4. Luarca

¡Bienvenido a una de las localidades más antiguas de Asturias! Esta preciosa villa marinera que huele a mar y sabe a tradición es una parada imprescindible en tu viaje al norte por un sinfín de razones. En la Edad Media fue uno de los principales enclaves pesqueros de la provincia, además de ser la ciudad natal del premio nobel Severo Ochoa. Como puedes comprobar ¡sobran los motivos para apuntarla en la lista!

5. Llanes

¡Los paisajes de Llanes son de película! No lo decimos nosotros, lo dicen todos los cineastas que han utilizado este maravilloso pueblo asturiano como escenario de sus grabaciones a lo largo de su carrera. El azul y el verde compiten por el protagonismo de la escena dejando al visitante en un segundo plano, una perspectiva desde la que es posible observar la vida con los ojos del presente.

6. Tapia de Casariego

Los orígenes de esta villa nos hablan de ballenas, pesca y conservas. El presente nos acerca irremediablemente al ambiente de sus playas surfistas y los restaurantes del muelle, al graznido de las gaviotas anunciando su vuelo y al olor a salitre impregnando de mar los recuerdos.

7. Ribadesella

BienAbrazada por el mar y cobijada por la montaña, Ribadesella recoge con humildad en apenas 80 kilómetros cuadrados, la promesa de unas vacaciones tranquilas, “de toda la vida”, sin renunciar por ello al ajetreo cosmopolita de las grandes ciudades. Este municipio asturiano lo tiene todo: el sonido relajante de las olas y las vistas excitantes a la montaña, un río de más de 66 kilómetros de recorrido y un casco urbano rebosante de vida.

8. Colombres

En Colombres no hace falta una máquina del tiempo para viajar al pasado. Sus casas de arquitectura indiana te transportan inmediatamente a esos días en los que el campo asturiano se confundía fácilmente con las tierras de Sudamérica.

 

9. Tazones

Tazones es una ciudad formada por dos barrios declarados desde 1991 conjunto histórico artístico: San Miguel y San Roque. El primero presume de iglesia mientras que el segundo destaca por la casa de las conchas,

10. Bulnes

Situado en el mismísimo corazón de los Picos de Europa, este pueblo de montaña respira un aire diferente al resto. En su interior encontrarás casas empedradas cubiertas por tejados rojizos, callejuelas estrechas y balcones con flores, su exterior es el vivo reflejo de la naturaleza: ríos, riachuelos, arbustos y árboles dan forma al decorado. ¡Cada rincón aquí es pintoresco!

11. Taramundi

Este tranquilo pueblo, emplazado en la ladera de una montaña, no tarda demasiado en captar la mirada del paseante. Y es que la frondosidad de su vegetación, el brillo de los tejados de pizarra y el susurro omnipresente del agua confieren al paisaje el aspecto de una fábula.

12. Castropol

Este pueblo marinero, enclavado en la cima de un cerro a orillas del río Eo lo tiene todo: campo y mar, arquitectura histórica y edificios modernos, fiestas populares, una gastronomía única y rutas de montaña a la altura de los más aventureros. Además, es uno de los pocos municipios del mapa en los que se habla eonaviego ¡una mezcla perfecta del gallego y el asturiano! ¿Te han entrado ganas de venir?

Si te has quedado con ganas de saber más de esta maravillosa provincia, estás a tiempo de echar un vistazo a los mejores parques naturales de Asturias y terminar de organizar, de ese modo, ¡el viaje perfecto!