Exprime al máximo tu viaje
Con la app de minube
Descargar
¿Dónde quieres ir?
¿Te gusta Dijon?
Compártelo con el mundo
Entrar con Google +

De interés cultural en Dijon

2 De interés cultural en Dijon

De interés cultural en Dijon
La Nef
La nef, cuyo nombre significa la nave, es el nuevo lugar para eventos culturales en Dijon. Al inicio, era una iglesia, Saint Étienne, que era hasta 2007 la cámara de comercio de la ciudad. Ahora a dentro tienes una biblioteca para adultos, algunos servicios del museo de bellas artes, y una sociedad de animación cultura. Es un lugar donde organizan a menudo actividades y aunque no hay, es interesante entrar para ver como reformaron un edificio religioso del siglo XI, que no servía desde la revolución francesa. A la revolución, el catolicismo fue prohibido durante unos años y desde 1793 la iglesia no servía. El lugar cierra el domingo y el lunes.
De interés cultural en Dijon
Dijon
Empezamos nuestro recorrido en el Jardin Darcy donde pudimos ver un gran oso polar presidiendo el jardín. Justo unos metros al lado pasamos al lado de la fachada de la Cloche, aquí se alojaban los personajes más importantes de la época. Llegamos a la Puerta Guillaume, el arco del triunfo de la ciudad y continuamos caminando siempre persiguiendo, unas pequeñas lechuzas enmarcadas en una placa de bronce que señalaban el camino. Este arco del triunfo pertenecía a las murallas de la ciudad que una vez derruidas, se quedo exenta. Un poco mas adelante nos topamos con el edificio de correos en la Plaza Grangier cuyo espacio, había sido ocupado en su antigüedad por una fortaleza. Llegamos al Mercado de Abastos, mas tarde supimos que este mercado se construyo donde antiguamente estaba el convento de los Jacobinos. A pocos metros llegamos a una de las plazas mas bonitas de la ciudad, la Plaza François Rude ( plaza del Bareuzai) en el centro, nos encanto una bella fuente con un vendimiador colocado junto en lo alto, además de un viejo tiovivo que los peques dieron buena cuenta. Nuestra próxima parada, no muy lejos de allí, la calle des Forges con el Palacio Aubriot, la Casa Maillard y el Palacio Chambellan nos dan paso a una obra maestra del S. XIII, la iglesia de Notre Dame. Miramos hacía arriba y pudimos ver una hilera de gárgolas. No todas son del S.XIII, a lo largo de la historia se han ido cayendo hacia 1880 se tomó la decisión de reconstruirlas. Aquí encontramos dos bonitas estampas, una arriba y otra abajo. Arriba observamos un curioso reloj con cuatro personajes, y abajo encontramos la figura de una lechuza que durante los siglos, a llevado la buena suerte a la gente que, con la mano izquierda ( la mano del corazón) la acarician.