Exprime al máximo tu viaje
Con la app de minube
Descargar
¿Dónde quieres ir?
¿Te gusta Sigüenza?
Compártelo con el mundo
Entrar con Google +

Castillos en Sigüenza

4 castillos en Sigüenza

Castillos en Sigüenza
Castillo De Riba De Santiuste
(2)
Los orígenes de esta fortaleza están en el siglo IX y fue construido con fines defensivos por los musulmanes en el contexto de la Reconquista. Personalmente recomendaría que cualquiera que se acerque a visitarlo aproveche también a conocer el propio de Riba de Santiuste y sobre todo a observar el entorno natural, que es bastante espectacular.
Castillos en Sigüenza
Ruinas del Castillo de Pelegrina
Toda ruina atesora una historia. Y la de este Castillo de Pelegrina está jalonada de esos enemigos e invarsores que han visitado la comarca de Sigüenza en Guadalajara desde la construcción de la esta fortaleza entre el siglo XII y XIII. El último ataque que postergo al castillo a sus ruinas actuales data de la invasión francesa en 1818, pero antes ya había sufrido los ataques de las huestes enemigas y alguna reconstrucción. La planta tenía unos 45 metros de longitud, los muros de sillarejo más de 8 metros de altura, pero ahora solo aguantan en pie algunos restos de la Torre del Homenaje, parte del acceso exterior y dos torres que flanqueaban la parte posterior del castillo. Aún así, sobre todo al atardecer, el castillo tiene una magia especial. Ni siquiera las descuidadas vallas que vagamente lo precintan han logrado despojarlo de ese espíritu medieval que convirtió nuestra Castilla en uno de los reinos más poderosos de la tierra. Me parecío leer en un restaurante cercano que había una plataforma para restaurar el castillo. Sin duda, un proyecto al que me encantaría sumar mi pequeña piedra.
Castillos en Sigüenza
Castillo de Guijosa
El castillo de Guijosa se encuentra a la entrada de la localidad homónima, viniendo de la localidad de Sigüenza. Es de mediados del siglo XIV y actualmente está en ruinas aunque se conservan las torres y los muros exteriores. Es de propiedad privada, ya que se vendió para que el propietario pudiera restaurarlo, pero por diversas razones dicha restauración aún no se ha llevado a cabo. El castillo posee gran belleza y está en un entorno lleno de armonía. Esperemos que algún día se consiga su restauración.
Castillos en Sigüenza
Ronda del Castillo de Sigüenza
(1)
Es muy típico que este paseo pase prácticamente desapercibido para el visitante casual de Sigüenza. Como mucho, algunos de ellos se asomarán sobre el murete de la plazuela exterior del Castillo y Parador, y mirarán para abajo, viendo que allí, en el fondo del valle, hay un camino, pero quedándose sobre todo, con la altura y caída que hay, poco más. Pues bien, este paseo es un paseo bastante frecuentado por la gente del pueblo, al que se le conoce y viene señalizado como "Ronda del Castillo". Como es lógico, por el nombre, el paseo bordea ampliamente parte del perímetro del imponente castillo, realizando una pequeña ronda, sin llegar a ser completa, no llega ni a la mitad. El camino o ronda comienza en la parte de atrás del castillo, en la parte menos conocida del mismo, y desde donde las fotografías son magníficas, mucha gente no baja hasta esta zona. En concreto, a este punto se le denomina "Parque Eras del Castillo", donde hay una fuente y un terreno con bancos que estaban, en Semana Santa del 2012, acondicionando. Al final del parque hay una serie de letreros que indican diferentes rutas de senderismo, y también la dirección a tomar para realizar esta "Ronda del Castillo" que aquí describo. Es un camino parcialmente asfaltado, combinado con algo de tierra/barrillo si ha llovido, pero transitable sin problema, incluso con carrito de niñ@. Al principio, el camino bordea uno de los flancos del castillo y luego comienza a bajar bajo otra de sus paredes, pasando enseguida a discurrir bajo el barranco sobre el que se asientan muchas de las casas de la Calle Mayor que dan hacia esta parte del valle, construídas en su día sobre las antiguas murallas que tuvo la ciudad. Al de unos minutos, hay dos opciones, continuar bajando por la pista principal hasta la Puerta del Toro (junto a la Catedral), o desviarse hacia la izquierda por un estrecho caminito bien urbanizado, con barandilla de madera, farolas, y suelo con piedras dispuestas a modo de adoquines. Este sendero habilitado conduce hasta la famosa Puerta del Sol,, situada a media altura de la cuesta de la Calle Mayor, una opción interesante si no se quiere bajar hasta abajo. Algo incómodo para andar con un carrito de niño, pero es un tramo corto, que pasa por debajo de la Iglesia de Santiago y otra serie de casas, hasta llegar a esta puerta cuya historia tanto me gustó. Es un paseo o ronda muy cortito, de apenas 15 minutos, bastante sombrío, pero lo recomiendo para tener otra perspectiva del castillo y de las murallas de la ciudad, una perspectiva nada habitual que la mayoría de la gente se pierde, es en plan alternativo. Se puede hacer en cualquier sentido lógicamente, y considero recomendable hacer el paseíto un poco antes del atardecer, sobre todo porque la luz que se tiene a esa hora en el "Parque Eras del Castillo", permite obtener unas excelentes panorámicas de la planta trasera completa del castillo.