¿Dónde quieres ir?
Compartir
¿Te gusta París?
Compártelo con el mundo
Experiencia
Entrar con Google +

Museo de Orsay

No esperes para reservar las actividades
river@river_header_activity
Tours y visitas guiadas
(185)
15
(29)
131
Sáltate las colas
Tours y visitas guiadas
(936)
80
Oferta y sin colas
Tours y visitas guiadas
(33)
170
Tours y visitas guiadas
(142)
149
Exclusivo
Tours y visitas guiadas
(36)
41
Ideal parejas
Tours y visitas guiadas
(29)
105

90 opiniones sobre Museo de Orsay

Siguiendo los trazos del Impresionismo

Sólo tenía un día en París antes de coger el tren hacia mi destino final pero la mañana en el Musée d'Orsay valió la pena con creces. El museo es enorme y como mi prioridad era la colección impresionista la visita tenía que empezar por la quinta planta.

En el ala izquierda de esta planta se sitúa la Galería de los Impresionistas por la que podemos recorrer las obras más importantes de este movimiento desde sus orígenes, allá por 1860 y la primera exposición impresionista (1874), hasta las obras posteriores a 1900 de Monet o Cézanne. Pero las huellas del impresionismo no acaban aquí y por eso podemos completar esta visita paseando por la Galería Néo y Post-Impresionista de la primera planta, donde podemos observar los famosos cuadros de Van Gogh y Gauguin.

Leer más

De estación a museo

Es curioso pero en el museo no se pueden hacer fotografías y, sin embargo, todo el mundo las hace, sobre todo, los japoneses.

El último tren que partió de la estación fue en 1939 y marcó el comienzo de un sueño que se vio interrumpido en el 1945, cuando los amplios espacios ferroviarios fueron utilizados como centro de acogida de los prisioneros de guerra repatriados.

La vieja estación fue utilizada en primer lugar como sede de la casa de subastas Drouot, después como local de ensayo de la compañía teatral Renaud y, por último, como plato de la película El Proceso de Orson Welles.

Leer más
+18

Son las nueve de la mañana. Un tren ...

Son las nueve de la mañana. Un tren abandona Orleáns y el río Loira para dirigirse hacia París. Estamos en 1900 y este tren no parará en el suroeste de la capital, en Austerlitz, como siempre ha hecho, sino que llegará al centro, a casi tocar el Sena y saludar Les Invalides y el Louvre.

El viaje no es largo, unos 140 kilómetros, pero los paisanos de Juana de Arco visitan con gran alborozo París en esta ocasión, ya que, además de conocer la nueva estación, acudirán a la Exposición Universal.

Un gran reloj les da la bienvenida a París, marcando fielmente cada segundo del nuevo siglo. “Este será el siglo de la paz y la prosperidad”, dice un señor señalando el reloj desde los andenes. Nada más alejado de la realidad, le contestaría hoy uno de los miles de turistas que llenan la misma nave, pero hoy convertida en Museo d´Orsay.

Leer más
+5

Me encantan los impresionistas! No...

Me encantan los impresionistas!

No quiero decir que conozca de pintura, al contrario, tal vez por el solo hecho de que pintan (imprimen) lo que están viendo, hace que para mi sean pinturas fáciles de apreciar. Me fascina ver los trazos y admirar la capacidad para plasmar tan hermosamente paisajes, formas, la luz, las sombras en sus pinturas.

Así que en mi primer visita a París (y digo primer visita, porque pienso regresar) no tuve otra cosa en mente que visitar el museo D’Orsay. Así que llegamos, dejo en paquetería mi abrigo, pues en París había una temperatura de 7°C y a buscar como ir al 5° Piso, donde el folleto dice que están las obras de Monet, Renoir, Cézanne,Van Gogh, etc.

Leer más
¿Conoces este lugar?
Ayuda a otros viajeros a descubrir con tu experiencia y tus fotos