Escribe aquí tu destino
Entrar
Mi perfil
Editar mi perfil
Cerrar sesión
Añadir experiencia
Publicar

Casa Castellarnau

5 opiniones sobre Casa Castellarnau

Me gusta visitar mansiones antiguas con...

Me gusta visitar mansiones antiguas con historia y si es con fantasma, mucho mejor. Pensar como vivieron los habitantes de aquella casa en su época es fascinante. En Tarragona está la casa Castellarnau, que reúne una serie de colecciones en la planta baja, el legado Quintana, y las colecciones Molas y Sanchez Camargo, pero que cobra todo su esplendor en la visita a las dependencias, que explican en cierto modo, la vida de la familia, si además tenéis la suerte de contar con un buen guía, la visita es perfecta, como fue nuestro caso. Es de agradecer que hay personas así, de verdad. Volvamos a la visita: Dormitorios, sala de billar, biblioteca...El salón de bailes y...La habitación del fantasma, donde según mucha gente se nota la presencia del espectro de la hija de los Castellarnau, que vivió semiencerrada allí por sus problemas mentales. Yo, personalmente no capté nada especial, aunque el guía, muy serio, nos dijo que había gente que había tenido que abandonar la habitación apresurádamente.

Leer más
+16

Leyendas...

Muy bien

La visitamos por casualidad, al ver la publicidad, en uno de los muchos folletos que nos dieron en la oficina de turismo. Habíamos ido a visitar La Tarraco Monumental y al sobrarnos algo de tiempo, fuimos.

No sabíamos nada de esas leyendas, y la verdad, no habíamos notado nada extraño en la visita, salvo... Bromas aparte, no vimos nada excepto una espectacular casa, que merece una visita. ¡Nos encantó lo bien conservada y el mobiliario, sobre todo!

Pero si vais y véis a una joven o escucháis un piano, ¡no corráis! ¡Je,je!

+5

Iniciado el edificio a principios del...

Iniciado el edificio a principios del siglo XV, a partir de entonces alojó a las familias más influyentes de la ciudad, e incluso a Carlos I.
Situado en pleno barrio histórico, ahora es el museo de Historia.
Con arcos apuntados del siglo XIV y XV, y mobiliario del XVIII y XIX, alberga piezas arqueológicas, de etnografía, y una curiosa cocina antigua. Estos son algunos de los elementos que pueden verse en su colección.

Restaurante.

Muy bien

Típico para bodas comuniones y bautizos. así como cualquier celebración.

Comidas caseras muy buenas

Muy bien
¿Conoces este lugar?
Ayuda a otros viajeros a descubrir con tu experiencia y tus fotos