MINUBE
Seguir en la app
Abrir
¿Dónde quieres ir?
¿Te gusta Ṣan‘ā?
Compártelo con el mundo
Entrar con Google +

Qué ver en Ṣan‘ā

30 colaboradores
Los destinos más populares

14 cosas que hacer en Ṣan‘ā

De interés cultural en Sanaa
Casco antiguo de Sanaa
(1)
Si os gustan los países “especiales”, este es vuestro viaje. En cuanto entras en la ciudad antigua de Sanaa tienes la sensación de retroceder al pasado; todo en ella te trasladará visualmente a un tiempo desconocido, en el que los Kalashnikov rusos conviven con las jambias de forma tan misteriosa que posiblemente acabes tú también mascando qat.
De interés cultural en Sanaa
Gran Mezquita Saleh
La capital yemení es una ciudad profundamente religiosa. Conserva un ambiente religioso pero no fanático. La prensa pone énfasis en los problemas, pero en las calles la gente es muy amable. Las revueltas políticas se tiñen de fundamentalismo en el periódico. La Gran Mezquita fue inaugurada en el 2008. Es un enorme edificio de mármol blanco, sin lujos pero con magnificos trabajos de artesanía. Pude conocer la biblioteca y las salas de oración de las mujeres, con alfombras de gran valor y cortinados de terciopelo, ordenadores modernos y aire acondicionado en todo el edificio. Para visitarla, como en todas las mezquitas, las mujeres y los hombres entran por separado, la cabeza, brazos y piernas cubiertas. Ojalá pronto se normalice la situación y Yemen pueda recibir los visitantes que se merece. Sana'a es Patrimonio de la Humanidad.
Mercados en Sanaa
Mercado de Kat
(1)
Este lugar, a pesar de la situación que vive actualmente, es uno de los lugares más interesantes que he visitado en mi vida. La foto la tomé desde una muralla que daba a un mercado lleno de gente, colores, miradas y olores que atrapan a cualquier viajero. Hace dos años ahora que fui a Yemen y aunque al principio tenía mis temores, una vez que llegué, desaparecieron por completo y me sentí realmente fascinado por la arquitectura y la amabilidad de la gente. Javier.
De interés cultural en Sanaa
Arquitectura de Yemen
en Yemen puedes ver la arquitectura mas fabulosa ,que se construyo en el pasado siguiendo sus costumbres
Mercados en Sanaa
Palacios en Sanaa
Palacio sobre La Roca
(1)
En el Valle Wadi Dharhr se encuentra " Dar Al Hajar , el palacio de la Roca en Yemen , se construyo en 1.786 por el Iman " Manssur Ali Medi Abbas " sobre una roca , la visión desde un acantilado es fantastica vaya , que alucinas de ver semejante palacio en piedra . Próximo a Sana a unos 14 Km , en un valle rico en frutales , verduras y hortalizas con algunos lagartos azules . Dar Al Hajar tiene solo una puerta y tres plantas , con terrazas rematadas en blanco cuyo interior, visitamos . Por varias escaleras en piedra que conducen a las 35 habitaciones , a los dormitorios de las mujeres , salones , la cocina , almacenes , bodega destinada a los cereales , un pequeño pozo para el agua se encontraba delante de la casa ¡ a modo de estanque ! Fue el lugar de descanso elegido por el " Iman Yahya "como residencia de verano ¡ dado al microclima que hay en el valle Wadi Dhahr ! por ser otra de las Joyas arquitectonica en Yemen , una maravilla desde cualquier ángulo . Desde sus azoteas contemplas el resto de los edificios del valle , una visión de la que toda Yemen presume .
Aeropuertos en Sanaa
Sanaa
Hace ya unos años, que a pesar de recibir noticias inquietantes de Yemen por los secuestros de los rebeldes, al turismo que viajaba a el, sopesé que hacer. Si anular el viaje a "Yemen" que ya había contratado o viajar al país que soñaba ver con mis propios ojos ¿sería tal como vi en aquel articulo de viajes del suplemento del país?, me preguntaba... ¡Era arriesgado sin duda, pero entre que no lo anulaba la agencia y las ganas de visitarlo, pudo mas que la cordura, el tomar la decisión! Visite Yemen un país prácticamente arenoso, muy tribal, también rural eh islámico basado en la sharia ¡la ley islamica que deriva del Coran! Un país arropado entre las Montañas y el Golfo de Aden, os diría que es único. Fue como introducirme poco a poco, en un mundo anclado en la Edad Media ¡por lo menos! Pero también en la fantasía de sus ciudades de piedra volcánica y adobe, situadas en escarpadas montañas o en los altos picos a modo de nidos de águilas, rascacielos que desafían la gravedad. ¡Con sus decoraciones de encalado de yeso blanco, sus dibujos geométricos hechos con sus manos! en sus fachadas, ventanas, puertas o frisos que le dan ese aspecto de un gran merengue. Sin olvidarme de sus vitrales en llamativos colores, en lo alto de sus celosías. Sus Wadis o ríos secos por los que iban los todo terrenos, algún puerto donde ver las actividades de sus pescadores como el de Mukalla! Nada mas llegar, te das cuenta que nos transporta a otra época es como retroceder en el tiempo. Tiene misterio y belleza este país de Arabia. Que puede atrapar al viajero con ese toque de aventura en lo inesperado, donde los cinco sentidos estarán en alerta ¡conmigo lo hizo! Tanto sus ciudades de barro, como las rutas por el desierto, sus oasis de palmeras o los altiplanos de roca que atravesamos, para llegar a ciudades legendarias gobernadas por reinas fabulosas "la Reina de Saba o La Reina Zenobia" mujeres que gobernaron grandes imperios y que vencieron a sus invasores. Fue tener la posibilidad en este viaje, de visitar tres lugares catalogados en el "Patrimonio de la Unesco" la capital "Sana - Zabid - Shibam" Y a pesar de que lo visite hace unos cuantos años hoy deseo compartirlo, tal vez esperando que la seguridad regrese a este increíble rincón del planeta y lo podáis descubrir, quien lo desee ¡Claro que habrá sufrido cambios!, pero no en su magia, en la esencia de esta ruta del incienso o así lo espero. Hubo momentos que creía que estaba en un cuento hadas, sobre todo en el viejo Sana o en el país de "Las Mil y una Noche" del que Paolo Passolini se enamoro, filmando su gran éxito, aquí en Yemen ¡en un país de ensueño!
De interés cultural en Sanaa
Pueblos en Sanaa
De interés cultural en Sanaa
De interés cultural en Sanaa
De interés turístico en Sanaa
La Medina de Sana'a
Sera por las estrechas calles de la medina por donde iremos descubriendo los barrios antiguos de Sana'a, el barrio judío, su comercio, con puestos pequeños pero muy auténticos, a su población con su ajetreo en sus escenas cotidianas. El zoco "Souq al - Milh" con sus tenderetes, puestos de verduras, especies, venta de uvas con muchas variedades exquisitas, café cada día disminuyendo no así el de qat que iba en aumento. Talleres de alfarería, la venta de artículos de madera, cobre y plata como sus joyas y los de jambija, el articulo mas popular del hombre yemenies. Como los de venta de tabaco grandes hojas secas y también fardos, donde el tabaco sera exportado por la Península Arábiga. Los puestos de venta de "qat" se dan la mano ya que lo mastican tanto hombres como mujeres, en sus reuniones femeninas "tafritas" también vendedores con su jambija a la cintura. Pero sin duda, mis ojos chocaban con la imagen de las mujeres yemenis, por su vestimenta tan negra el "nikab" que les cubre toda la cara salvo la abertura para los ojos , también las que llevaban un manto la "sitara" en tonos de colores en azul - rojo ¡que las cubría enteras, a pesar de que bajo estos mantos su ropa es alegre, las pude ver en los patios de sus hogares! Bajo los velos "sharshaf" la mujer yemeni, goza de libertad, de autonomía, de un oculto poder, parece ser. ¡así nos lo contaron ya que ningún hombre puede levantar ese velo y así se desplazan libremente por donde quieren!, supongo que es bastante cuestionable. Un país difícil para ser mujer, leyes tribales con poder, poligamia o que las pueden repudiar ¡sin mas para divorciarse! ¡Por suerte había indicios de apertura cultural hace tiempo! aunque había mucha población analfabeta, quien sabe, tal vez un día no tan lejano llegue el cambio, acaben con los atentados y se pueda volver a viajar ¡así lo deseo!
Senderismo en Sanaa
Ruta Manakha - Al Hajjara
Sera atravesando la Cordillera de Haraz, con pasos a unos 2.200 mt de altitud, donde te encuentras un horizonte de terrazas de cultivos con plantaciones de café moka, pero ya se veía que el futuro era las de "qat" las hojas del ensueño, su masticación no solo supone consumir un estimulante alcaloide. Es mucho mas, es la ocasión de conversar y relacionarse con los amigos en los mafraj, donde mejor lo saborean o de hacer un negocio relajadamente en sus interminables reuniones. Ves a su población por la tarde masticando las hojas, los brotes tiernos de qat en un lado de la cara de hecho tienen deformados sus carrillos, hinchados a modo de papo ya que lo mastican durante horas. Su efecto sedante, algo estimulante se consigue en contacto con la saliva, no se ingiere. Y os puedo decir que es muy amargo, como no probar de que iba, cuando toda su vida giraba entorno a las hojas de este arbusto que iba suplantando los cafetales en las terrazas, no me gusto ¡su vicio es la dependencia a diario de esta hierba, de sentirse feliz con ella! Según ascendíamos por sus carreteras de curvas muy enroscadas en la cordillera, paramos pues encontramos una celebración por una boda "danza de la yambiya o bar'a" un baile tribal, una sorpresa en carretera. Seria a pie por senderos como terminados de aproximarnos a nuestro destino "Manakha" una bonita y mimetizada ciudad fortaleza a modo de aldea natural, que de lejos no consigues ni ver. Hasta que no te vas aproximando a ella, cruzándote con señores cargados a tope ascendiendo a sus hogares, sin duda son auténticos nidos de águilas ¡increíbles, estas ciudades milenarias! Seguiremos unos cinco kilómetros al este "Al Hajjarrah" del siglo XII, desde la pista que serpentea las laderas montañosas de Manakha. Laderas hermosas con muros de piedra, donde se cultiva mijo, café y lo que os contaba qat. Una ciudad fortaleza impresionante, con una sola entrada por una antigua puerta de madera defensiva. Ciudad de casas fortificadas en una pared escarpada para protegerse de sus enemigos, un logro de sus constructores, auténticos maestros en piedra. Sin duda Yemen es un paraíso para los senderistas, ¡aquí en la Cordillera de Haraz es una de las que mas rutas tiene!
De interés cultural en Sanaa