Exprime al máximo tu viaje
Con la app de minube
Descargar
¿Dónde quieres ir?
¿Te gusta Gilan?
Compártelo con el mundo
Entrar con Google +
¿Dónde quieres ir?

Qué ver en Guilán

17 colaboradores
Los destinos más populares

8 cosas que hacer en Gilan

Ciudades en Masuleh
Masouleh
(2)
Cuando llegamos a Irán a comienzos de agosto, con la expectativa de pasar mucho calor y no ver más que paisaje desértico, nos sorprendió el paisaje verde y montañoso de esta región, casi fresco, pero nos llamó especialmente la atención la manera en que, en Masouleh, han aprovechado al máximo el terreno convirtiendo los tejados de las viviendas en calles.
Pueblos en Bandar-e Anzali
Bandar-e Anzali
Anzadi es uno de los puertos más importantes que tiene Irán en el Mar Caspio. Una adorable ciudad costera que sobresale por la producción de caviar y por los astilleros. Ideal para pasear por su viejo mercado del pescado donde llegan las capturas diarias del mar Caspio. Un lugar que acaba con los tópicos de un país desértico. Las vistas más bonitas se obtienen desde el Puente de Ghazian donde se ve la desembocadura del río Sefid y la colección de casas de pescadores en ambas orillas del río. No os podéis marchar sin probar sus pescados!
Ríos en Bandar-e Anzali
Río Sefid
Una de las posibilidades que ofrece la ciudad costera de anzadi es disfrutar de la desembocadura del segundo río más grande de Irán, el Sefid o Sefir-Rud que recorre unos 670 kilómetros por el norte del país. Desde uno de los puentes que lo cruza se obtienen unas bonitas imágenes del mercado y de las casas de pescadores que hay en sus orillas. Son muy apreciadas sus capturas que se pueden degustar en el zoco o en los restaurantes más tradicionales de Anzali.
Tiendas en Bandar-e Anzali
Zoco de Anzadi
Sin lugar a dudas, el mejor lugar para comprar pescado fresco del Caspio y del río Sefid. Gracias a la recomendación de nuestro anfitrión en Anzadi pudimos disfrutar de este zoco al aire libre donde la especialidad son los puestos diarios de pescadores. Compramos un salmón riquísimo y fresco, además de muy barato. Pero no solo hay pescado, en las calles adyacentes se encuentran los típicos puestos de mercado con todo tipo de productos. En estos lugares se le toma el pulso a la vida cotidiana :-).
Playas en Bandar-e Anzali
Mar Caspio
Que inmenso y gris resulta el mar Caspio desde las playas negras de Anzadi. Yo espera ver las costas de algunos de los países que lo rodean, pero es imposible, el Caspio es mucho más grande de loq ue imaginaba :-). Aunque Irán es muy restrictivo con sus áreas de playa para bañistas, hemos tenido la suerte de poder bañarnos en este mar interior en las playas de una urbanización privada de la localidad costera de Anzadi. La sensación de libertad es única, sobre todo después de pasar días y días con el velo :-). Eso sí, hay que tener cuidado de no ser descubierta! Lo que más nos ha sorprendido es que el agua es semidulce ya que no contiene prácticamente sal como el Mar Mediterráneo, y lo poco profundo de sus orillas.
Playas en Bandar-e Anzali
Playa de Anzadi
Que paz y tranquilidad se respira en esta playa donde prácticamente estábamos solos. Una arena fina, compacta y de un color parecido al chocolate. Por fin nuestros pies pisaban el Caspio y disfrutaban de un día de playa en irán donde parece que todo es desierto. Las playas de Anzadi se sitúan al final de urbanizaciones que en la mayoría de los casos son privadas por lo que cada zona está acotada. No obstante merece la pena acercarse hasta estos lugares para dejarse llevar por el viento y la sensación de libertad que se tiene en espacios naturales como este. Solo se permite el baño en las zonas acondicionadas para ello, y por supuesto, hombre y mujers por separado.
Lagos en Bandar-e Anzali
Castillos en Rasht
Castillo Rudkhan
Cerca de la ciudad de Rasht, están las ruinas de este castillo del siglo XI-XII. La subida es larga, tomando más de 1 hora por trayecto, pero el paisaje en medio de un poblado bosque llama la atención y más teniendo en cuenta que estamos en Irán.