MINUBE
Seguir en la app
Abrir
¿Dónde quieres ir?
¿Te gusta Kincardine?
Compártelo con el mundo
Entrar con Google +

Qué ver en Kincardine

17 colaboradores

6 cosas que hacer en Kincardine

Pueblos en Kincardine
Kincardine
(1)
Kinkardine fue en enclave picto de gran importancia en un lugar estratégico del río Forth, el mayor de toda Escocia. Posteriormente, tras ser un centro religioso de bastante importancia fue el lugar donde todo comerciante que pretendiese hacer tratos en Escocia tenía que pasar por la aduana del país, situada aquí y era aquí el único lugar donde aquellos que querían ser policías en Escocia podían hacerlo, ya que se encontraba (y se encuentra) la Academía Oficial de Policías, de gran prestigio. En época picta se llamaba Tulliallan en lo que hoy es la parte más selecta del pueblo, donde esta la mencionada academia y el campo de golf pero también las ruinas de la vieja iglesia, con unas tumbas dignas de una tésis doctoral. En la actualidad... "¿Kinkardine es un pueblo? aaaah ... yo pensaba que era un puente". Y lo es, enorme y archiconocido, es el paso de cruce del río más importante de la zona, uniendo Clackmannanshire y Falkirk por carretera. Ampliado no hace mucho con otro puente paralelo, mucho más soso y simple conocido como puente de Clackmannan. Esta prácticamente en el olvido a pesar de haber sido mucho en esta zona, con gran historia y si sabemos a donde ir, con grandes rincones que visitar. Todo este resplandor tocó la cima en el siglo XVII cuando fue declarado baronía y hace poco allí cerró la última fábrica-mina de carbón en Escocia. Con algo más de 3.100 habitantes, es un pueblo vivo. Supone la frontera entre Stirling y Fife, siendo el principio de la ruta escénica costera de Fife, nada difícil y muy vistosa. Su centro es muy vistoso y en sus adentros está la "Posada del Unicornio", de siglo XVII y ahora cerrada pero por reformas. Abrirá en un mes más o menos para seguir siendo una referencia gastronómica en la zona. Y allí nació Sir James Dewar, en la posada y el pueblo. Famoso físico y químico que será recordado como el inventor de algo que todos usamos, hemos usado o vamos a usar: el termo para agua caliente, té o café ... gran invento sin duda. Por desgracia, incluso tras actualizar su nombre a Kinkardine-on-orth todo esto queda en el pasado y se sigue pensando más en el puente que en el pueblo que le da nombre. Con mucho que ver y que hacer. Personalmente me gusta y suelo ir a pasear por allí y por ello aquí lo expongo para contribuir a que sea tenido en cuenta.
Iglesias en Kincardine
Iglesia de Tulliallan y Kincardine
(2)
Tras dar varias vueltas por el pueblo, yo enamorado de las iglesias y de la historia eclesiástica, me di cuenta que algo me faltaba. ¿Dónde estaba la iglesia del pueblo? Tras llegar al mismo, una curiosa estructura me hizo pensar que estaba allí pero luego comprobñe que eran unos apartamentos que incluso estaban en venta... que cosas. Mi búsqueda de la iglesia histórica me hizo toparme de bruces con esta majestuosa iglesia, con estructura nada común y muy bien mantenida por la Iglesia de Escocia (que entre muchas otras cosas se caracteriza por cerrar las puertas a cal y canto fastidiando un poco las posibles vistas interiores). Sobre una colina apreciamos una única torre trasera rematada con castillete y unida a dos naves paralelas idénticas con elementos sostentantes a dos aguas hacen de esta iglesia un raro ejemplar en estas tierras. Construida a finales de siglo XVIII y por lo tanto siempre bajo el servicio de la misma iglesia. Posiblemente por el incendio que destruyó la vieja iglesia o "auld kirk". Una pasada que detallaré en otro rincón. Es por ello que en su nombre no encontramos ningún santo celta o referencia a una iglesia previa. Pero esto no hace que no sea un edificio histórico, que lo es, y muy bien cuidado al estar plenamente en uso. Sorpresa arquitectónica digna de pueblos más grandes y con más renombre ... o al menos eso piensan ellos.
De interés turístico en Kincardine
Puente de Kincardine
(1)
Para todos los que vivimos en esta zona central de Escocia, un punto de referencia importante en la zona que básicamente une Kinkardine y toda la zona de Clackmannanshire con el sur, con la autovía a Edimburgo, con Falkirk y Stirling. Todos lo hemos atravesado miles de veces pero no siempre prestamos atención a lo que esta sólida construcción tiene que decír y que contar. La zona de Kinkardine desde hace mucho era importante en el río Forth como paso intermedio entre Stirling y Edimburgo a la verdadera Escocia, denominándose así a todo el territorio al norte del río Forth, ya a esta altura muy ancho y peligroso. Por ello había cruces oficiales de barqueros y barcazas para facilitar este paso, pero era una operación que más de una vez acabó en tragedia. Por ello, en el año 1936 de construye este puente, muy sólido, mezcla de hierro forjado y hormigón del que se decía podría sobrevivir a una bomba (alusiones a la Segunda Guerra Mundial y los ataques nazi). Y yo creo que si. Con muy pocos cambios desde entonces, el puente que está ante nuestros ojos es el que estaba allí hace casi 90 años. En caso de temporal, los puente de Edimburgo cierran , este no cierra ni los festivos, así que bien hecho está. Como no se puede tener todo, pues estéticamente puede dejar mucho que desear pero funcional es un montón. Por lo que sería extraño verlo en una postal turística pero una vez que se vive aquí, que le den a la postal y al puente decorativo que este (el nuestro) nos falla menos o no nos falla. Curiosamente, tiene tal importancia que la sombra del puente casi anula a la del pueblo, siendo algunos los que se extrañan al saber que Kinkardine es eso, un pueblo. Sirva este rincón de homenaje a todas aquellas construcciones que no siendo las más vistosas nos facilitan la vida un montón. Aquí queda esto.
Senderismo en Kincardine
Fife Coastal Tourist Route
(1)
The Fife Coastal Path o Ruta Costera de Fife (una región de Escocia) recorre desde el estuario del río Forth hasta el estuario del río Tay. Los dos ríos de mayor importancia del país. Tiene un recorrido total de 117 millas que equivale a unos 188 kilómetros. Está habilitada para hacerla a pie, a caballo o en bicicleta. Se considera una ruta fácil a pesar de tener algunas zonas algo más complicada pero incluso lo han hecho niños, así que es una experiencia bastante factible para todos los públicos. Dos pueblos muy distintos marcan el principio y el final (entre ambos está la polémica): Kinkardine y St Andrews. Supongo que todo dependerá del punto escogido para iniciar la ruta. A los que le guste este tipo de rutas, esta puede ser muy buena opción ya que por una lado, está muy bien acondicionada para los viajeros y por otro lado se ve un poco de todo lo que es Escocia: lagos, ríos, colinas, bosques, playas, acantilados, reservas naturales y mucho más. También es una vieja ruta de peregrinación a St Andrews ya que era la capital religiosa del reino de Escocia desde la Baja Edad Media, siguiendo los cauces de ríos en lo posible para no perderse. Y es esto lo que personalmente me hace pensar que Kinkardine es el principio ... a riesgo que me tiren piedras desde St Andrews. Para los interesados existe una guía oficial con mapa disponible en casi todas las librerías locales y online, que suele estar muy bien y llena de recomendaciones. Todo un clásico de los amantes de hacer caminos aquí en Escocia.
Mercados en Kincardine
Cruz del Mercado y caso histórico de Kinkardine
(1)
Ya casi desesperado de dar vueltas sin encontrar lo que buscaba, en mis visitas a la villa de Kinkardine, me dio por tomar un refresco para lo cual me indicaron el supermercado local. Así que gracias al refresco di con lo equivalente a la plaza mayor del pueblo, que en esta parte de Fife tienen sus propias peculiaridades. La más clara es la existencia de una Cruz de Mercado o Mercat Cross, ancestral, que indica el centro histórico del pueblo y la zona de transacciones comerciales más importante del mismo. Pero en este caso la cruz es diferente, ya que lleva el emblema del cardo o Thisle en vez de un unicornio o león. Esto indica, zona de control de aduanas en época medieval por decreto real. Precisamente por esto Kinkardine fue famoso tiempo atrás, así que me encontraba en donde las mercancias eran inspeccionadas para entrar en el país ... curioso. Refresco en mano y tras una simple mirada a todo lo que me rodeaba me di cuenta de que todo era distinto. Las casas, edificios en general y todo había cambiado ya que me encontraba en el casco histórico de la ciudad, en donde era común en una placa de piedra, dintel o sobre la piedra directamente, grabar el año de construcción de las viviendas y en algunos casos las iniciales de los que allí habitaron. Esto no es nuevo ya que en mis visitas al pueblo de Falklands pude comprobar que aplicaba la misma tradición, por tanto algo típico de la región de Fife. La mayoría de estos toscos grabados presentan fechas de siglo XVII y XVIII lo que hace muy curioso que aun sigan ahí y sobre todo la gran antigüedad que tienen estas viviendas. Un aspecto de Kinkardine muy escondido pero que merece y mucho la pena ver ... y todo gracias a un refresco ante la falta de mapa, información o teléfono móvil con covertura. Pamplinas del siglo XXI.
Cementerios en Kincardine
Tulliallan Auld Kirkyard
(1)
Colina arriba, tras dejar atrás la iglesia en vigor en la villa de Kinkardine, nos adentramos en los bosques de Lea y al poco podremos apreciar las maravilllosas ruinas y aun mejor cementerio, todo ello denominado como Tulliallan Audl Kirkyard (Cementerio viejo de Tulliallan). Nos encontramos en las inmediaciones de lo que es y fue la iglesia histórica de este pueblo, católica y romana y como de costumbre caida en desgracia y abandonada tras la reforma religiosa de John Knox en la Escocia del siglo XVII. No obstante, su recinto se encuentra intacto y el estado de conservación de la misma es bastante bueno. Entre una preciosa y verde arboleda. Al intentar entrar, apreciaremos que se encuentra cerrada, ya que debemos pedir la llave en una farmacia y rellenar un formulario de lo más completo. No es una mala medida pero lo único es que la farmaceútica ni lee lo que escribimos (para comprobarlo firme como el Oso Yogui), así que en caso de vandalismo podría preguntar a Bubu, grandioso compañero de Yogui. Una sola torre rectangular y sin remate que actua de entrada principal y campanario a una sola nave - modesta con cubierta a dos aguas - de tamaño reducido y muros muy gruesos que denotan la antigüedad de la misma. Posiblemente pre-medieval. Las tumbas allí son una pasada y dignas de una tesis doctoral. Encontramos lápidas de siglo XVI, XVII y XVIII, de parrocos, mercaderes y masones. Todo muy claro si prestamos atención a la simbología de las mismas. Una maravilla para aquellos aficionados a estos lugares. Preciosa iglesia, escondida pero para nada oculta ... solo hay que saber mirar.
Actividades en Kincardine y cerca
Excursiones
Excursión al Lago Ness y las Highlands desde Edimburgo
(2.466)
51,50
Imprescindible
Excursiones
Excursión Lago Ness, Highlands e Inverness desde Edimburgo
(520)
51,50
¡Mítico!
Tours y visitas guiadas
Free tour por Edimburgo ¡Gratis!
(76)
Gratis
Tour gratis
Excursiones
Excursión a Stirling desde Edimburgo
(365)
44,50
Tours y visitas guiadas
Visita guiada por el Castillo de Edimburgo
(550)
31
Tours y visitas guiadas
Tour de los Fantasmas de Edimburgo
(974)
11,50
Imprescindible
Tours y visitas guiadas
Visita guiada por Edimburgo
(1.332)
11,50
Entradas
Entradas para el Castillo de Edimburgo
(370)
19,50
Tours y visitas guiadas
Tour por la ciudad subterránea de Edimburgo
(161)
14
Tours y visitas guiadas
Autobús turístico de Edimburgo
(53)
17,50
Excursiones
Tour de Harry Potter por Escocia
405
Tours y visitas guiadas
Tour panorámico por Edimburgo
(41)
23
Tours y visitas guiadas
Pub Crawl ¡Tour de fiesta en Edimburgo!
(24)
12
Inspírate con las mejores listas de la comunidad