Exprime al máximo tu viaje
Con la app de minube
Descargar
¿Dónde quieres ir?
¿Te gusta Braemar?
Compártelo con el mundo
Entrar con Google +

Qué ver en Braemar

25 colaboradores

10 cosas que hacer en Braemar

Castillos en Braemar
Castillo de Braemar
(3)
El castillo de Braemar se encuentra en las inmediaciones del pueblo que comparte su mismo nombre. Ha sido y es la residencia oficial del Clan Farquharson, pues en la actualidad su dueño, Lord Farquharson (un héroe de la Segunda Guerra Mundial) a sus 93 años suele pasar algunos días en el castillo. Históricamente, fue construido en el siglo XVII, reemplazando al castillo existente (actualmente en ruinas, pero visitable) Kindrochit. Con planta en forma de "L" y curiosamente la muralla que lo rodea (dejando al castillo en el centro) tiene forma de estrella. En esa época, sus dueños eran los Condes de Mar, la familia Erskine (una de las más poderosas de Escocia). A destacar la función y uso de este castillo durante las revueltas Jacobitas (sin lugar a dudas por su situación). Pero quizás lo más curioso sea que una de las condiciones para que el castillo se convirtiese en visitable es que fuera regido y mantenido por la comunidad de habitantes de Braemar, como así es, quienes trabajan allí y con las ganancias mantienen el castillo y colaboran en diversos actos benéficos. Es visitable en su totalidad, se permiten fotografias en todos los lugares, pero, la visita forzosamente ha de ser guiada, lo cual está bien para enterarnos de toda la historia del sitio y no perder detalle. La decoración interior combina elementos renacentistas, victorianos y de mitad del siglo XX, todo propiedad y con permiso de su dueño ... incluyendo medallas y utensilios usados en la Segunda Guerra Mundial. Para mí, la atracción principal de Braemar. La visita merece la pena, ya que en comparación con otros lugares con menos que ver, el precio es mucho más que razonable, así como la atención que recibimos y los paisajes que rodean a este castillo ... el primero regentado por el pueblo, ¡toda una excepción histórica!
Pueblos en Braemar
Braemar
(1)
Bonita aldea situada en Aberdeenshire en Escocia a 58 km al oeste de Aberdeen en las Tierras Altas Escocesas. Es una excelente base para hacer senderismo en la zona y según nos contaron para quienes quieren esquiar en el cercano y espectacular Glenshee. Braemar en invierno es una de las zonas mas frías de Escocia, los lugareños dicen que se han llegado a alcanzar -29 grados y en lo más crudo del invierno venados hambrientos recorren las calles del pueblo en busca de comida. El sitio es famoso también porque el primer sábado de septiembre se celebran los que probablemente sean los juegos de las Tierras Altas de Escocia más conocidos del mundo, con presencia siempre de algún miembro de la Familia Real. Se celebran competiciones de fuerza y atletismo en pista, exhibiciones y concursos de gaitas y baile. En la oficina de turismo de Braemar te informan muy amablemente sobre las excursiones que puedes realizar en la zona. Tanto la aldea como el entorno son una maravilla, un sitio muy tranquilo que invita a hacer parada en él y disfrutarlo
Reservas Naturales en Braemar
Estado de Invercauld
(1)
Poco antes de llegar a Braemar, tras dejar Glen Shee atrás llegamos a la zona denominada como "Invercauld State". Unos territorios de vasta extensión que están en parte en la comarca de Perth y en la de Aberdeen. En la actualidad ofrece una serie de zonas y alternativas recomendadas para hacer rutas de senderismo de dificultad variada, de acceso gratis y libre ... pero su nombre denota que tienen dueño, ya que el termino Estate (Estado) en Escocia se usaba para denominar a las tierras pertenecientes a un castillo, palacio o familia noble. En Braemar están los castillos de Braemar y de Invercauld, ambas construcciones pertenecientes a una familia noble y clan de las Highlands, los Farquharson quienes adquirieron las tierras a principios del siglo XVII. El actual Lord Farquharson, de unos 93 años de edad, amablemente dio su aprobación para que sus tierras fueran de explotación pública, no solo como zona de senderismo, hay cotos de caza y pesca, que en cierta parte compensan los gastos de las tierras en si. Un lugar precioso, tranquilo y que gracias a la generosidad de su dueño, podemos disfrutar en la actualidad, sin duda un ejemplo para muchos.
Ríos en Braemar
Río Dee
(2)
El río Dee básicamente corta el condado o distrito de Aberdeen, desde Perth hasta Aberdeen donde se funde con el mar. No es ni el más grande ni quizás el más importante, pero desde Gleen Shee hasta Ballater, sin duda es uno de los más bellos y salvaje. El río ofrece unas vistas privilegiadas al parque natural de los Cairgorms, en las que son frecuentes ver a locales que van con sus familias a pescar o hacer pic-nic junto al río. Desde Braemar hasta Ballater, el cauce del río se conoce como Royal Deeside (algo así como la cara real del Dee) ya que la Reina Victoria, a finales del siglo XIX instauró esta zona como residencia de verano de la monarquía Británica, revitalizando Ballater y por supuesto el castillo de Balmoral, aun usado en los meses de verano por la Reina Isabel II y su familia. Según avanzamos (de Sur a Norte) el río cambia de forma y tamaño de manera increíble, lo que realza la belleza de todo aquello que lo rodea. Es más, la ciudad de Aberdeen debe su nombre a este río (Aber=Over=Sobre + Deen=Dee). Esta es una ruta fantástica para hacerla tranquilos, si es posible entre 2 - 3 días. Para disfrutar de pueblos con encanto, castillos, destilería real y por supuesto mucha naturaleza.
Fiestas en Braemar
Braemar Gathering
El Braemar Gathering se celebra siempre el primer sábado de septiembre. Un espectáculo de diversión y juegos que cuenta con la participación de verdaderos gaiteros escoceses y bailarinas de las Highlands bajo la belleza de las Tierras Altas de Escocia. Los juegos, en los que los atletas tendrán que enfrentarse en diferentes pruebas "pesadas" y "ligeras" y las fuerzas de Su majestad competirán en el el famoso tira y afloja con cuerda o en carreras. Y todo ello aderezado con comida y con la presencia de la Reina.
Estaciones de Tren en Braemar
Estación de Braemar
Una de las joyas escondidas de este precioso pueblo que es Braemar, su estación de tren. Pero lo más curioso del asunto es que el tren ni pasa ni pasó por Braemar ... cosas de la historia. En primer lugar nos encontramos con una casa de gran tamaño construida en madera al más puro estilo americano, con tonos amarillos y azules. En la actualidad una vivienda privada que aun retiene sus características iniciales que se pueden aun leer en la puerta. Entonces ¿estación de tren? Si pero al mismo tiempo no. Hay que volver un poco a esa Gran Bretaña de época Victoriana, cuando la misma reina Victoria pasaba aquí sus vacaciones, en Balmoral y por lo tanto el paso por Braemar era obligado. Ante eso, la villa se hizo famosa y las autoridades locales y nacionales pensaron que sería buena idea ampliar la red de transportes a la zona haciendo que el tren que va a Aberdeen pasara por allí. Una idea genial así que se construyó la estación en sí, lo que es el edificio. Pero la reina deja de venir y fallece, lo que hace que jamás se colocase o empezara a construir el famoso ferrocarril de Braemar. Por lo que la estación queda como atracción local, se convierte en viviendas privadas y hasta aquí llega la historia del tren de Braemar. Curiosa y diferente, cuanto menos pero parte de la historia de esta simpática villa.
Castillos en Braemar
Castillo de Kindrochit
(1)
Paseando por Braemar tras una sesión de montaña, encontré junto a la comisaria de policía unos restos muy curiosos que de forma muy clara indicaban la presencia de un castillo, lo cual no deja de ser curioso pues ya hay un castillo que obstenta el nombre de Castillo de Braemar y que lógicamente no es este. Tras dar un par de vueltas pude comprobar que el recinto de estas ruinas se usa en la actualidad como parque por lo que el acceso es gratuito y casi ilimitado, lo cual es curioso ya que no encontramos un solo indicio de acto vandálico o similar, lo que da esperanzas para el futuro. Una vez en el interior de lo que fue su patio principal fue cuando el nombre de Kindrochit identifico al castillo. Kindrochit fue un castillo fundado por el rey Malcolm Canmore en el siglo XI y que luego pasó a manos de la familia del Conde de Mar, que pronto ampliaron su residencia en otro lugar dejando a este viejo castillo en ruinas. Lo que hizo un lugar de inspiración para poetas románticos y otros creadores de historia. Si es cierto que estas vetustas ruinas no responden al ideal de castillo que el turista está buscando pero históricamente su valor es muy grande. A lo mejor por no ser ni conocido es por lo que se ha salvado de estar en pero estado. Pero a final de cuentas es una tracción local y es gratis de visitar (en 5 ó 10 minutos se hace fácil), así que aquí queda el castillo original de Braemar.
Estatuas en Braemar
Tributo a Vickers Wellington
Cuando todos esperamos encontrar el monumento o tributo a los caidos en las dos Guerras Mundiales, una curiosa escultura y algo novedosa llama la atención del visitante a Braemar, la llamada Vickers Wellington que hace referencia a una tragedia aérea acontecida en 1942 en esta misma zona. Escocia en plena época de guerra era una localización estratégica para prácticas de combates y vuelos rutinarios ya que sus montañas actuaban de camuflaje para estos vuelos pero a la misma vez suponía una trampa, debido al clima cambiante y a la acumulación de cimas, a veces complicadas de ver. Es por esto que en 1942 el avión Vickers Wellington inició un vuelo rutinario por la zona del que jamás volvió, encontrandose parte de su tripulación muerta y algunos restos de lo que fue el avión. Casi todos residentes locales. Por lo que curiosamente y en memoria de los accidentados, con ayuda del gobierno local se construyó este curioso monumento que usa los restos del rotor de la hélice delantera del avión con parte principal de la escultura. Para algunos un poco escabroso pero a la cual nos podemos acercar y apreciar la maquinaria de la época y los daños que este componente sufrió en el accidente sufrido. Bastante impresionante si tomamos el tiempo de mirar con atención lo que hoy es una de las esculturas más famosas de esta villa de Braemar.
Monumentos Históricos en Braemar
Homenaje a la Reina VIctoria
(1)
Braemar, el paso de Glen Shee y Aberdeen en general tiene y tendrá una deuda pendiente con una de las monarcas británicas que más tiempo estuvo en el poder y más queridas por todos, la reina Alexandrina Victoria pero más conocida como la Reina Victoria, quién dio nombre a la que se conoce como la Era Victoriana en todo el Reino Unido. Pues bien esta monarca amaba esta zona de Escocia a la que venía tantas veces como podía especialmente en sus vacaciones estivales donde se alojaba en Balmoral, su propio castillo y aun en pleno uso por los monarcas británicos. Cuando ella venía la zona, pueblos como Braemar y Ballater, en primer lugar estaban de moda. A la gente le gustaba veranear donde la reina lo hacía. En segundo lugar generaba unos beneficios económicos impresionantes, por todo lo que la visita de una reina conlleva. Todo esto hace que hoy en día sea común ver en todos lados el perfil-sello de la reina Victoria en casi todo lo que se produce en esta parte del país. Su muerte fue muy sentida aquí y especialmente en Braemar se decidió restaurar la fuente del mercado tradicional en un monumento en "Memoriam" a la querida monarca fallecida en 1901. Por ello, este tributo comparte características medievales y mezcla elementos más modernos. Situado en pleno centro del pueblo, quizás podría estar un poquito mejor cuidado, pero sin duda un recuerdo a esa persona que tanto hizo por esta villa. Es de bien nacidos ser agradecidos ... de toda la vida.
Iglesias en Braemar
Iglesia Parroquial de Braemar y Crathie
(1)
Oculta pero presente esta iglesia en perfecto estado de conservación supone un inmejorable ejemplo de iglesia rural en este rincón de Escocia. No obstante y a pesar de estar en esta categoría es una iglesia de un tamaño y altura considerable que en muchos casos supera a las que podemos encontrar en nucleos mucho más urbanos. Preciosa, con un estilo neo-gótico añadido a una estructura medieval con planta de cruz bizantina o de San Andrés, con numerosos añadidos y con una sola torre que hace de entrada principal, rematada con una alargada y afilada aguja, lo que hace que esta iglesia sea visible desde casi cualquier punto del pueblo, ya que el acceso a la misma no se produce desde el centro de la villa, hay que buscar un poco en un lateral de la misma. Recinto muy cuidado e interior sobrio pero vistoso, reteniendo mucho de los elementos originales anteriores a la reforma religiosa. Como es de esperar, bajo la tutela de la iglesia de Escocia y en pleno uso y disfrute local. Cumple un poco con todo, estéticamente hace mucho al pueblo y hace un servicio social ya que se encarga de organizar caridades locales. Como construcción arquitectónica, una autentica pasada.
Actividades en Braemar y cerca
Excursiones
Excursión al Lago Ness y las Highlands desde Edimburgo
(2.323)
56,50
Imprescindible
Excursiones
Excursión Lago Ness, Highlands e Inverness desde Edimburgo
(436)
56,50
¡Mítico!
Tours y visitas guiadas
Free tour por Edimburgo ¡Gratis!
(76)
Gratis
Tour gratis
Tours y visitas guiadas
Visita guiada por el Castillo de Edimburgo
(470)
31,50
Excursiones
Excursión a Stirling desde Edimburgo
(321)
52
Tours y visitas guiadas
Visita guiada por Edimburgo
(1.248)
12
Tours y visitas guiadas
Tour de los Fantasmas de Edimburgo
(909)
12
Imprescindible
Tours y visitas guiadas
Tour por la ciudad subterránea de Edimburgo
(161)
14
Tours y visitas guiadas
Autobús turístico de Edimburgo
(50)
17,50
Excursiones
Tour de Harry Potter por Escocia
405
Tours y visitas guiadas
Pub Crawl ¡Tour de fiesta en Edimburgo!
(24)
12
Tours y visitas guiadas
Tour panorámico por Edimburgo
(43)
23,50