MINUBE
Seguir en la app
Abrir
¿Dónde quieres ir?
¿Te gusta Gualta?
Compártelo con el mundo
Entrar con Google +

Qué ver en Gualta

9 colaboradores

4 cosas que hacer en Gualta

Monumentos Históricos en Gualta
Pont d'Ullà
En cualquier época del año, cuando voy a Torroella, me gusta desviarme de la carretera, pasar por el antiguo camino de Ullà y parar el coche cerca del puente. El agua, el Montgrí, las cañas, los patos y... El silencio. Es un lugar muy tranquilo, que en su día fue de paso obligado para salvar el río, y hoy ha quedado apartado, escondido y casi olvidado.
De interés deportivo en Gualta
Ocitania
Si quieres vivir aventuras o realizar actividades distintas en un entorno rural Ocitania es tu sitio, pues ofrece distintas alternativas como segway, láser combat (tiene que ser la leche) tirolinas o bicicletas eléctricas para disfrutar con los amigos. En nuestro caso, probamos las bicicletas eléctricas rurales, conocidas bajo el nombre de burricletas. Sobre ellas recorrimos los distintos caminos de la zona para llegar a pueblos tan bonitos como Peratallada, Palau-sartor o incluso la antigua ciudad íbera de Ullastret. Las bicicletas pueden alquilarse si se quiere para todo el día, e incluso puedes contratar con ellas un picnic. Sin duda, una manera original de conocer la zona, realizando una actividad que además de saludable, es muy divertida. Me quedé con las ganas de probar el láser combat, pues en Ocitania tienen un circuito preparado con multitud de escondites y obstáculos perfectos para jugar con amigos al láser combat. Esto, para la próxima vez que pase por allí...
Bares de Copas en Gualta
Massorrer Jazz Bar
(3)
Bueno, por dónde empezara hablar del Mas Sorrer?, es difícil, ya que muchas son las cualidades de éste fantástico lugar ; a mi gusto, (hasta hoy), el mejor garito de copas en el que he estado (no os digo más que hacemos 150 Km para ir hasta allí siempre que podemos) y es que tiene mucho, pero que mucho encanto. Está ubicado en una masía de piedra, entre una impresionante arboleda y su decoración del jardín, del baño, de la barra y de cada rincón de este verde y original sitio, tiene su propio encanto. Y, cómo no? : Su música, jazz, de lo mejorcito,al nivel perfecto, y al aire libre (que es cómo mejor sientan en verano), en ocasiones incluso en directo. Todas estas cualidades son el complemento perfecto para tomar unas copas ,que, aunque caras (rondan los 9€) están muy bien preparadas. Sus colores , destacando en la oscura noche del campo salpican los rincones la luz de las velas, de las lamparillas de colores, las tiras que cuelgan de sus árboles, dan un toque mágico a la noche. Y, la joya de la corona, sus girasoles. Estos enormes ejemplares, cercanos a los 5 metros de altura en algunos casos, parecen vibrar al ritmo de la noche y de la música. No lo he probado aún, pero hace algunos meses pusieron, además restaurante en el interior de la masía. El restaurante abre todo el año, pero la terraza solamente en verano ( de mediados-finales de mayo a finales de septiembre ) Todos esto, con unos buenos amigos intentando arreglar el mundo, o simplemente echarse unas buenas risas con unas copas en la mano regala noches especiales. Tiene una entrada poco visible desde la carretera si no se conoce, en la carretera de Torroella de Montgrí hacia Gualta, justo frente al campo de golf, veremos un pequeño cartel iluminado que conduce hacia una arboleda, aquí está la entrada a una noche mágica.
De interés deportivo en Gualta
Ruta en burricleta por la Baixa Empordá
Una de las mejores experiencias que vivimos en la Costa Brava fue visitar los pueblos medievales de la Baixa Empordá en burricleta que es un tipo de bicicleta con motor eléctrico que ayudar a pedalear y hace mucho mas sencillo y fácil recorrer grandes distancias o grandes desniveles. Nosotros hicimos una ruta con la empresa Ocitània que esta muy cerca del pueblo de Torroella del Montgrí y en pleno centro neurálgico desde donde visitar los pueblos que rodean esta zona. Andar en burricleta es muy cómodo y fácil ya que la asistencia al pedaleo se puede regular con varios niveles de intensidad en función de la velocidad a la que quieras ir o el desnivel que haya. De esta forma hicimos una preciosa ruta muy amena y casi sin cansarnos pasando por algunos espectaculares pueblos medievales como Gualta, la increíble Peratallada o Pals. El terreno era bastante llano y sin grandes desniveles lo que facilitaba concentrarse en los paisajes y el recorrido por los diferentes pueblos que te trasladaban a otra época. Finalmente terminamos nuestra ruta en la bodega de vinos Mas Oller. En definitiva, si quieres visitar los pueblos medievales de la Baixa Empordá este es el mejor y mas bonito método de hacerlo.