Girona
Experiencias de los viajeros en Jardines de la francesa
Héctor De Mi Baúl De Blogs

la leyenda de la francesa

Los Jardines de la francesa es un espacio restaurado con un jardín sobre la antigua vivienda cuya propietaria era de nacionalidad gala. Cuentan que el arzobispo quedó prendado de la belleza de la moza y la invitó a cenar. Para la sorpresa del clérigo accedió y rápidamente este ordenó a su criada que le preparara alguna cosa típica para cenar, decidiendo que fuera una butifarra catalana (no sé si la vianda tenía un doble sentido)
El caso es que la criada no le gustó la idea y al preparar la butifarra la condimentó con azucar en vez de sal.
En el momento de la cena, el arzobispo probó la butifarra y sólo pudo reprimir su ira al comprobar que la francesa la encontró deliciosa.
Todavía se venden butifarras dulces en Gerona y, como en la leyenda, provoca detractores y fans incondicionales.
El jardín o la casa de la francesa se ubica detrás del abside de la catedral, junto al palacio del arzobispo y con magníficas vistas de la torre románica de Carlomagno anexa a la catedral y de la gárgola de la bruja.
Comparte tu experiencia Tus opiniones y experiencias sobre Jardines de la francesa ayudarán a otros.